Sin jueza Ginsburg, Trump puede ganar poder en la Corte Suprema de EU

La vacante que deja la jueza a los 89 años, brinda al mandatario una "oportunidad" en un momento clave previo a las elecciones presidenciales del próximo noviembre

Ruth Bader Ginsburg
Foto: AFP
Mundo 18/09/2020 19:57 Redacción Actualizada 19:57

Ruth Bader Ginsburg , la poderosa magistrada de la Corte Suprema y defensora de los derechos de la mujer, murió a la edad de 87 años, lo que crea una rara oportunidad en un año electoral para que el presidente Donald Trump nomine un reemplazo conservador, lo que desencadena una batalla política campal, indican medios estadounidenses.

CNN menciona que la vacante le da a Trump la oportunidad de solidificar aún más la mayoría conservadora en la corte y ocupar el asiento de una mujer que rompió el techo de cristal en un momento en que pocas asistían a la facultad de derecho con un juez diferente que podría dirigir la corte hacia la derecha en problemas sociales.

Vox dice que "con Ginsburg en la Corte Suprema, el poder de dar forma a nuestra Constitución se dividió entre cuatro liberales, cuatro archiconservadores y el presidente del Tribunal Supremo John Roberts, un conservador cuyo respeto por las instituciones y por la regularidad procesal a veces atenuó las tendencias de sus compañeros conservadores".

El medio menciona que "es muy probable que la muerte de la jueza Ginsburg signifique un sexto candidato republicano y el tercero de Trump. En cuestiones que van desde el aborto hasta las elecciones y la atención de la salud, la Corte Suprema ahora estará completamente dominada por los conservadores".

Es probable que la muerte de la jueza, poco más de seis semanas antes del día de las elecciones desate una acalorada batalla sobre si el presidente  Trump debería nominar y el Senado liderado por los republicanos debería confirmar su reemplazo o si el escaño debería permanecer vacante hasta el resultado de la elección presidencial.

El presidente del Tribunal Supremo, John Roberts, lamentó el fallecimiento de Ginsburg. “Nuestra Nación ha perdido a un jurista de talla histórica. En la Corte Suprema hemos perdido a un querido colega. Hoy lloramos, pero con la confianza de que las generaciones futuras recordarán a Ruth Bader Ginsburg como la conocimos, una defensora incansable y resuelta de la justicia ”, dijo Roberts en un comunicado.

Cuando Antonin Scalia murió en 2016, también año de elecciones, el líder de la mayoría del Senado, Mitch McConnell, se negó a actuar sobre la nominación de Obama del juez Merrick Garland para llenar la vacante. El escaño permaneció vacante hasta después de la sorprendente victoria presidencial de Trump.

McConnell ha dicho que actuaría para confirmar a un nominado de Trump si hubiera una vacante este año.

Contactado por teléfono el viernes por la noche, el senador Lindsey Graham, RS.C., presidente del Comité Judicial, se negó a revelar ningún plan. Dijo que se recibiría una declaración.

Ruth Bader Ginsburg murió el viernes debido a complicaciones del cáncer de páncreas metastásico, anunció la corte. Ella tenía 87 años.

Con información de Agencias

agv

Comentarios