Muere Guacho, disidente de las FARC

Era responsable del asesinato de tres periodistas ecuatorianos

Mundo 22/12/2018 03:42 Reuters Actualizada 03:54

Bogotá.— Walter Patricio Arizala, Guacho, comandante de una de las principales disidencias de las extintas Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) en Colombia, murió ayer en una operación de asalto de las Fuerzas Armadas en una zona selvática, informó el presidente Iván Duque, en el golpe más fuerte contra los grupos que se apartaron del acuerdo de paz.

La muerte de Guacho, líder del denominado frente Oliver Sinisterra, y su principal lugarteniente, se produjo cerca de la ciudad de Tumaco, en el departamento de Nariño, una conflictiva región del suroeste de Colombia fronteriza con Ecuador.

En esa zona se concentran las más extensas plantaciones de hoja de coca y varios grupos armados se enfrentan por el control de las rutas del narcotráfico en el océano Pacífico.

“Podemos confirmar que alias Guacho cayó en una operación y que ha sido abatido por los héroes de Colombia”, dijo Duque en una declaración desde la ciudad de Medellín. “No vamos a dar un paso atrás en la convicción de defender la legalidad, la vida y la honra de los colombianos”, añadió.

Arizala fue acusado del secuestro y asesinato en abril pasado del periodista Javier Ortega, el fotógrafo Paul Rivas y del conductor Efraín Segarra, del diario ecuatoriano El Comercio. El abatido rebelde, nacido en el norte de Ecuador, también fue responsabilizado de varios ataques contra las Fuerzas Armadas de ese país.

Las autoridades de Colombia y Ecuador lo acusaron además del secuestro y asesinato de una pareja de ecuatorianos que pretendía canjear por integrantes de su organización capturados en ese país.

Guacho, de 29 años, estaba acusado de narcotráfico, homicidios, extorsión, desplazamiento forzado, secuestros y de ser socio de carteles mexicanos como el de Sinaloa, a los que le suministraba cargamentos de cocaína. La columna Oliver Sinisterra es un grupo disidente de las FARC que no aceptó el acuerdo de paz firmado con el gobierno del ex presidente Juan Manuel Santos para poner fin a un conflicto de más de medio siglo que cobró 260 mil vidas.

“Muchas comunidades de Colombia van a dormir tranquilas porque ha caído uno de los más horrendos criminales que haya conocido nuestro país”, concluyó Duque.

Comentarios