Persisten los retrasos postales en estados clave de EU a 11 días de las elecciones

Los registros del Servicio Postal de EU, muestran que las demoras en las entregas han persistido en todo el país, porque millones de estadounidenses están votando por correo, lo que aumenta la posibilidad de que las boletas sean rechazadas por llegar demasiado tarde

Persisten los retrasos postales en estados clave de EU a 11 días de las elecciones
Foto: AP
Mundo 23/10/2020 16:24 AP Actualizada 16:24

Los registros del Servicio Postal de Estados Unidos (USPS, por sus siglas en inglés) muestran que las demoras en las entregas han persistido en todo el país, porque millones de estadounidenses están votando por correo, lo que aumenta la posibilidad de que las boletas sean rechazadas porque llegan demasiado tarde.

Los datos hasta el 9 de octubre, las últimas cifras disponibles, muestran que casi todas las regiones de entrega de la agencia no logran su objetivo de que al menos el 95% del correo de primera clase llegue en cinco días. Partes de los estados del campo de batalla presidencial de Minnesota, Wisconsin, Michigan, Pensilvania y Ohio no alcanzaron las metas de entrega por amplios márgenes mientras la agencia lucha por recuperar su equilibrio después de un difícil verano.

Los distritos que incluían las principales áreas urbanas y sus suburbios en cada una de esas entidades se desempeñaron por debajo del promedio nacional para la entrega a tiempo, con el área alrededor de Pittsburgh, en el oeste de Pensilvania, siendo la única excepción.

Las demoras son una señal preocupante para los votantes que aún no han devuelto sus boletas de voto en ausencia. Eso es especialmente cierto en estados como Michigan, donde las papeletas deben recibirse antes del día de las elecciones. Otros estados requieren un matasellos antes del 3 de noviembre.

Lee también: Trump y Biden al fin debaten; nada cambia

“Alentamos a las personas que están preocupadas por que las boletas no lleguen a tiempo a que las reciban lo antes posible”, dijo la comisionada del condado de Perry, Brenda Watson en Pensilvania.

Declaró que su oficina ha enviado más de 600 mil papeletas de voto en ausencia, más del doble de las cifras de las primarias, y ha ampliado el horario de oficina para que el personal pueda controlar un buzón.

Con más de 2.9 millones de boletas por correo solicitadas en Pensilvania, la entrega a tiempo es crucial. Pero las demoras persisten en todo el estado, según los datos postales publicados como parte de una orden judicial federal.

En la semana que terminó el 9 de octubre, el correo de primera clase se entregó a tiempo el 79.7% del tiempo en el distrito que cubre Filadelfia y sus suburbios, y el 83.2% en el centro de Pensilvania, ambos por debajo del promedio nacional del 86.1%.

Un punto muerto en la Corte Suprema de Estados Unidos esta semana permitió al estado contar las boletas enviadas por correo recibidas hasta tres días después de las elecciones del 3 de noviembre, aunque los republicanos han presentado otro desafío.

Los retrasos han afectado al Servicio Postal durante la pandemia de coronavirus y han empeorado bajo una serie de políticas de reducción de costos implementadas por el director General de Correos, Louis DeJoy, quien asumió el control de la agencia en junio. Tras una serie de órdenes judiciales y un intenso escrutinio público, la agencia ha revertido las políticas y ha visto mejoras, pero aún no ha restaurado completamente los tiempos de entrega.

Lee también: ¿Por qué el colegio electoral permite llegar a la Casa Blanca sin mayoría de votos?

“Dado que estas demoras continúan en todo el país apenas unas semanas antes de las próximas elecciones presidenciales, le corresponde a usted tomar las medidas necesarias e inmediatas para restaurar completamente la entrega de correo a tiempo”, escribió el senador estadounidense Gary Peters, demócrata de Michigan, a DeJoy esta semana.

En un comunicado, el portavoz del Servicio Postal, David Partenheimer, dijo que las oficinas han sido autorizadas a utilizar procedimientos de procesamiento ampliados, viajes adicionales de entrega y recolección y horas extra para garantizar que el material electoral llegue a tiempo. La agencia también anunció que tratará el correo electoral como de primera clase, lo que anteriormente había sido una política informal.

“El Servicio Postal está totalmente comprometido y trabajando activamente para manejar el aumento en el volumen de correo electoral en todo el país durante las próximas dos semanas”, dijo Partenheimer.

Las boletas por correo que llegan después de la fecha límite es una de las principales razones por las que muchas de ellas son rechazadas. Eso ha llevado a los funcionarios electorales de todo el país a instar a los votantes a devolver las boletas lo antes posible o aprovechar las urnas para entregar las papeletas o la votación anticipada en persona.

El distrito postal que cubre el tercio este de Michigan, incluyendo Detroit y sus suburbios, ha sido consistentemente una de las regiones con peor desempeño. Tuvo las entregas más lentas del país en los primeros días de octubre, con solo el 70.9% del correo llegando a tiempo.

Michigan ha enviado a todos los votantes registrados una solicitud de boleta, pero los votos por correo deben llegar antes del día de las elecciones para que sean contados, luego de una orden judicial que bloqueó una extensión de 14 días respaldada por los demócratas. La secretaria de Estado, Jocelyn Benson, les ha dicho a los votantes que aún no han enviado sus boletas por correo que se salten el servicio postal por completo y pongan las boletas en un buzón o las lleven a la oficina del secretario local.

Otras áreas de campo de batalla también mostraron problemas a principios de octubre, con tasas de entrega de correo de primera clase por debajo del promedio nacional. Eso incluye todo Ohio y los distritos que abarcan las principales áreas urbanas de Wisconsin, Georgia y Carolina del Norte.

Los retrasos postales también podrían agravar los problemas existentes que han surgido en las últimas semanas a medida que los funcionarios electorales manejan el aumento sin precedentes de la votación por correo con fechas límite inminentes.

En Ohio, a principios de este mes, un error de la máquina provocó que se enviaran 50 mil papeletas de voto en ausencia incorrectas. Luego, cientos de miles de papeletas ausentes se retrasaron cuando la empresa que las imprimió se vio abrumada por el volumen requerido.

Si bien Ohio permite que se cuenten las boletas si llegan hasta 10 días después de la elección, deben tener matasellos a más tardar el día anterior al día de las elecciones.

agv

Comentarios