Acusan a 12 agentes rusos por injerencia electoral de 2016

14/07/2018
04:06
Agencias
-A +A

Washington.— El Departamento de Justicia de Estados Unidos anunció ayer una acusación contra 12 agentes secretos rusos por ciberataques para influir en las elecciones de 2016, días antes de que el presidente Donald Trump se reúna con su homólogo ruso Vladimir Putin en una cumbre en Helsinki.

La acusación, realizada en el marco de las investigaciones del fiscal especial Robert Mueller, fue presentada ayer en conferencia de prensa por el subsecretario de Justicia, Rod Rosenstein. Se acusa a los rusos de un ataque a los ordenadores de los demócratas y del equipo de campaña de la entonces candidata Hillary Clinton para robar información y publicarla “con intención de interferir” en el proceso.

Se trató de una “ciberoperación de gran escala” para robar información interna del Partido Demócrata, dijo Rosenstein, quien señaló que en la denuncia no hay ninguna información sobre la participación de algún ciudadano estadounidense. El subsecretario de Justicia indicó que entre los ordenadores había algunos de las juntas electorales.

Apuntó que no hay indicios de que los sospechosos hayan modificado los resultados de la votación de 2016. Según la acusación, los agentes trabajaban para dos unidades del servicio de inteligencia de las Fuerzas Armadas rusas, conocido como GRU. Una unidad robaba información y la otra la difundía.

Estos 12 agentes presuntamente hackeaban las redes e instalaban programas maliciosos, que les permitía espiar a usuarios y hurtar información. Esta es la primera acusación directa al gobierno ruso que realiza el fiscal especial Mueller.

La denuncia llega días antes de la reunión de Trump con Putin. Rusia rechazó las imputación. “Cuando los estadounidenses tengan los hechos, los analizaremos, eso es lo que ha dicho nuestro presidente en numerosas ocasiones”, declaró el asesor de política exterior de Putin, Yuri Ushakov, quien también dijo: “Consideramos a Trump como un socio con quien se puede negociar”.

A raíz de la acusación, los demócratas pidieron al magnate que cancele su cumbre del lunes con Putin. La líder demócrata en la Cámara de Representantes, Nancy Pelosi, dijo que Trump debe garantizar un acuerdo con el ruso para que no vuelva a interferir.

El magnate indicó que “pueden salir cosas sorprendentes” del encuentro con Putin, en Helsinki. El presidente estadounidense viajará a Finlandia el domingo, cuando concluya su visita oficial de cuatro días a Reino Unido. 

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS