Porteros de la Liga MX no se ofenden con el grito

Los guardametas se han adaptado a la exclamación del público; algunos aseguran que no lo escuchan y otros lo usan como motivación

A los porteros de la Liga MX no les ofende el grito de “Ehhh...”
Alcalá y Jurado. Foto: Especial / Imago 7
Universal Deportes 24/09/2019 11:38 Ramón Treviño Actualizada 11:38
Guardando favorito...

Acostumbrados e indiferentes, se han vuelto los porteros de la Liga MX frente al grito que reciben cada vez que despejan el balón desde el área chica.

Más allá de un insulto, los guardametas se han adaptado a la exclamación del público. Algunos aseguran que no lo escuchan y otros lo usan como motivación para jugar mejor.

“No me provoca nada, ni para bien o para mal. Uno está tan enfocado en el partido que no presto atención de lo que sucede fuera del campo de juego”, comenta Sebastián Sosa, meta del Morelia.

“Comprendo que es parte del show que vive la gente en la tribuna. No tengo algún inconveniente, ya sea ese grito o cualquier tipo de insulto”, agrega el uruguayo.
 

Para Gil Alcalá, del Querétaro, esa palabra se utiliza en varios contextos en el país y será complicado que puedan controlar las palabras de los aficionados dentro de un estadio; más cuando se sienten efusivos, contentos o enojados.

“Sin embargo, no es un tema que nos corresponde directamente a los jugadores hasta que esto conlleva a una sanción para el equipo, porque al final es una regla y tenemos que cumplirla”, sugiere el arquero de los Gallos Blancos.

“Creo todos podemos ayudar a que no sancionen a la Federación Mexicana de Futbol”, subraya, sobre los posibles castigos que recibiría por parte de la FIFA si los gritos continúan en el balompié nacional.
 

Los más jóvenes, como Sebastián Jurado y Luis Ángel Malagón, porteros de la Selección Mexicana Sub-22, crecieron con el adjetivo en sus oídos cada vez que disputaban un duelo fuera de casa.

“Es parte del ambiente futbolero desde hace años, no hay que tomarlo como algo personal. Crecí con el grito, entonces no es como que me acostumbré porque siempre lo escuché. En lo personal, no me molesto, pero pienso que sí debe de tratarse lo más pronto posible porque hay personas que sí se sienten ofendidos”, opinó el del Veracruz.

“Uno como portero joven, crece con ese grito, lamentablemente. Se ha vuelto divertido y gracioso, porque juegas con la afición contraria. Hasta cierto punto, te da risa. Puede estar complicado que se quite, pero si genera problemas, debe de tratarse”, añadió el canterano de los Monarcas.
 

Guardando favorito...
 

Noticias según tus intereses

El Universal

Newsletter Al Despertar

Inicia tu día bien informado con las notas más relevantes

Al registrarme acepto los términos y condiciones