El antes y el después del puente que se derrumbó en Génova, Italia

Una sección de 50 metros del puente, incluida una estructura de pilares que se eleva por encima, se desplomó hoy en la ciudad italiana, dejando decenas de muertos y heridos de gravedad
(Foto: Reuters)
14/08/2018
13:17
Agencias
-A +A

Decenas de personas murieron hoy y otras más resultaron heridas de gravedad tras el derrumbe del puente Morandi en Génova (Italia), en uno de los más graves incidentes con este tipo de infraestructuras en Europa en los últimos años.

El gobierno italiano ha exigido responsabilidades tras el derrumbe, que ha dejado una treintena de muertos, un suceso que ha generado un debate sobre el estado de las carreteras del país.


Además, el balance provisional es de decenas de heridos graves, confirmó el ministro del Interior italiano, el ultraderechista Matteo Salvini. "Como italiano, haré todo lo que esté en mi mano para tener nombres y apellidos de los responsables pasados y presentes, porque es inaceptable que en Italia se muera así", declaró Salvini.

El derrumbe se produjo en torno a las 12:00 locales (10:00 GMT), cuando un tramo del puente Morandi, de 1.182 metros de longitud y una altura de 90 metros, se vino abajo, sepultando bajo los escombros a varios vehículos.


Las imágenes multimedia en esta nota muestran los daños a causa de la caída del puente, cerca de edificios multifamiliares que han sido evacuados. Hasta el momento, se desconocen las causas del derrumbe.


Sin embargo, el hecho ya ha despertado en el país un debate sobre el estado de las carreteras, y sobre ello Toninelli ha subrayado en una entrevista al canal privado Sky que esa autopista estaba gestionada por parte de la compañía Austostrade per l'Italia, filial de Atlantia.

"Austostrade per l'Italia tenía una concesión del Estado para encargarse de la gestión y de la manutención de esta carretera. La manutención es absolutamente competencia de Autostrade", ha insistido.


Y es que tras el siniestro la concesionaria italiana ha explicado en una nota que estaba trabajando para consolidar el pavimento del viaducto y que, "tal y como estaba previsto, se había instalado un puente grúa para permitir el desarrollo de actividades de mantenimiento".

"Los trabajos y el estado del puente estaban sujetos a la constante observación" de las autoridades locales, ha indicado la compañía.

En la zona se encuentran ahora mismo más de 200 bomberos, pero también equipos de protección civil, de la policía municipal y de atención sanitaria, que trabajan para retirar todos los escombros y salvar a las personas vivas que hayan podido quedar atrapadas, lo que es la prioridad. 


ae

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS