¡Una emboscada de 2 mil personas!

Ciro Gómez Leyva

Sólo porque quien lo contaba es el comisionado de la Policía Federal, Enrique Galindo. Sólo por eso, pues el relato, la crónica de la derrota, sonaba increíble, inverosímil incluso.

Galindo me dijo ayer que a las diez y media de la mañana del domingo, más o menos un par de horas después de que las policías Federal y de Oaxaca resolvieran a través del diálogo el bloqueo carretero en el estratégico punto de Nochixtlán, apareció una gran cantidad de personas que abrieron fuego contra los policías. Según cuenta, a las once y media arribaron al lugar elementos de la Federal con armas de cargo para repeler el ataque, “nos dispararon, vivimos una emboscada, una situación totalmente diferente”.

—¿Cuántas personas emboscaron a las policías?

—En un momento llegaron a ser unas 2 mil, aproximadamente. Fue una sorpresa, el escenario cambió radicalmente.

—¿Una emboscada de 2 mil personas?

—Una emboscada muy estratégica, nos envuelven, se organiza mucha gente.

No recuerdo caso similar en la lucha contra las guerrillas, en la guerra contra el crimen, en el Guerrero post-Ayotzinapa. Un ataque de esa magnitud y exactitud. Enrique Galindo no alcanzaba a informar ayer quiénes los habían atacado.

La resistencia de los maestros de la CNTE recibe, por lo visto, apoyo armado. Y podría seguirlo recibiendo. Desastroso panorama para el gobierno del presidente Peña Nieto. El discurso de “no negociaremos la reforma educativa” se hizo polvo en Nochixtlán. ¿Si no se abre una ventanilla alterna, qué sigue luego de una emboscada armada de 2 mil gentes?

El derrotado el domingo en las carreteras de Oaxaca no fue tanto el secretario de Educación, Aurelio Nuño, sino el de Gobernación, Miguel Ángel Osorio Chong. A él le correspondía desinflar el conflicto. No lo hizo. A su policía le correspondía someter a quienes se apoderaron de los caminos. Tampoco pudo.

El gobierno se despertó el lunes con seis muertos (la CNTE afirma que son ocho), la Policía Federal vencida y las carreteras bloqueadas, como antes del operativo del domingo. Desolador panorama. O refuerza a la Federal (quizá con el Ejército) y lanza una nueva carga, o se sienta a dialogar con quienes no deseaba. Creo que no le quedará de otra. Lo hará, probablemente, vía un grupo de mediación.

Cuando se pierde en el campo de batalla, hay que negociar.

MENOS DE 140. No es Juan Armando Hinojosa el sujeto que deberá pagar al fisco 104.7 millones de pesos derivados de los Panamá Papers: Aristóteles Núñez.

[email protected]

TEMAS RELACIONADOS
Guardando favorito...

Comentarios