Yo no soy un candidato cachirul: virtual alcalde de Cuernavaca

Admite que la ola de Morena y AMLO influyó en su triunfo; lograr aceptación del Cuau, el reto, afirma
Francisco Antonio Villalobos Adán Virtual ganador de la Presidencia Municipal de Cuernavaca (TONY RIVERA. EL UNIVERSAL)
05/07/2018
02:48
Justino Miranda / Corresponsal
-A +A

[email protected]

El sello de Andrés Manuel López Obrador alcanzó hasta para ganar la alcaldía de Cuernavaca sin candidato. En campaña la coalición Morena-PES-PT exhibió la imagen de AMLO, Cuauhtémoc Blanco y la candidata a síndico municipal Marisol Becerra, pero no apareció la cara de ningún abanderado a la alcaldía de la capital.

El motivo fue que Morena y Encuentro Social disputaron la candidatura para la capital del estado y para cuando se pusieron de acuerdo en registrar al árbitro Gilberto Alcalá, el entonces dirigente estatal del PES, José Luis Gómez Borbolla, se adelantó e inscribió su planilla. Eso provocó su ruptura con los tres partidos de la coalición y los dirigentes nacionales presentaron recursos ante los tribunales electorales para quitarle la candidatura; pero no pudieron inscribir a su gallo Alcalá Pineda.

Diez días antes de la elección el Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación canceló la candidatura de Gómez Borbolla, aunque su nombre apareció en la boleta. Quedaron cinco días para hacer campaña.

El candidato suplente de la fórmula que siguió vigente ante el Instituto Morelense de Procesos Electorales y Participación Ciudadana (IMPEPAC), Francisco Antonio Villalobos Adán, Lobito, fue buscado por una comisión del PES para convencerlo de renunciar para colocar a Gilberto Alcalá, pero el militante de Morena decidió mantenerse a cargo del barco y reforzar su trabajo pie-tierra.

¿Cuál es tu escenario electoral?

—Estamos en acercamientos con la dirigencia nacional de Morena debido a las condiciones en el municipio, donde sólo esperamos la constancia de mayoría, y mantener extendida la mano con el próximo gobernador del estado y los diputados que van a representar a Cuernavaca.

¿Y quién es el candidato electo?

—Soy yo. Ya tenemos conocimiento de que así será. Todo indica que mañana [hoy] será la entrega de la constancia de mayoría.

Licenciado en Ciencias Políticas por la Universidad Loyola de América, campus Cuernavaca, Toño Villalobos o Lobito, como lo conocen en Cuernavaca, tiene el reto de ser aceptado por el próximo gobernador Cuauhtémoc Blanco Bravo, uno de los principales promotores para quitar la candidatura a Gómez Borbolla, su compañero de fórmula.

“Ellos insistieron mucho (en la renuncia) y creo que bajo las condiciones se dieron cuenta de que su estrategia jurídica no era un problema contra mi, sino que fue en un periodo electoral”, detalla.

Lobito sabe los riesgos que corre un distanciamiento con el mandatario en turno por eso, subraya, extiende la mano a Cuauhtémoc Blanco para lograr acuerdos en pro de la ciudadanía. “Tengo la paciencia de tener la mano extendida en espera de una respuesta favorable para todos”, dice.

“No soy un desconocido”

Toño Villalobos afirma que su lema de gobierno será “Hagamos una política diferente”. Así trabajará y prometió sorpresas en su gestión “porque siempre soñé con ser un presidente municipal cercano a la gente”.

Hay quienes te llaman el candidato desconocido, se acota.

“No soy un candidato que salió de la nada, ni cachirul, confío en cierta justicia divina y durante cuatro años hice campaña. Alguien me preguntó: ‘Amigo, ¿quieres subirte a una plataforma electoral? Sí, le respondí. ‘Entonces necesitas mil pesos para que te compres unos tenis y te pongas a caminar y promover de lo que es tu proyecto’. Ese proyecto es el de López Obrador y siempre lo divulgué”, expresa.

Lobito está reunido con su familia. Están atentos al devenir político, las acciones del PES, PT y Morena, y sobre todo de la llamada del IMPEPAC para recibir la constancia de mayoría.

El Programa de Resultados Electorales Preliminares (PREP) avanzó con el conteo de 94% de los votos y arrojó 46 mil 351 para el candidato de la coalición Morena-PES-PT, contra 36 mil 835 sufragios del candidato del PAN-MC, Javier Bolaños, su más cercano competidor, quien aceptó su derrota la tarde de ayer.

¿Tienes militancia partidista?

—Soy militante de Morena desde 2015 y trabajé en la coordinación de partido con el anterior dirigente Miguel Lucia; armé comités, seccionales y representantes generales durante tres años. El primer año fue hacer gestión social, después trabajar y continuar con la gestión.

Por eso en los cuatro días del cierre de campaña acudí con la familia, aproveché la fama del apellido, los amigos en empresas, restauranteros, hoteleros y comerciantes del primer cuadro para pedir su apoyo.

¿Alcanzó el tiempo para aterrizar tus propuestas?

—Yo quería entregar buenos números, ser competitivo, dada las circunstancias. Por fortuna la ola de Morena y AMLO repercutió, no fue un triunfo que se haya generado, en todo lo que trabajamos en mucho tiempo en los simpatizantes de Morena. Se logró con AMLO, arrasamos en toda la ciudad con su ideología y plataforma, y eso lo vamos a bajar a la administración pública municipal.

Lobito explica que sus ejes principales serán el endeudamiento con la CFE, los jubilados y el Instituto de Crédito para los Trabajadores del Gobierno del Estado. En seguridad esperarán el modelo que proponga Andrés Manuel López Obrador para ajustarlo en Cuernavaca.

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS