Se encuentra usted aquí

¿Cómo te puede afectar la Ley de Seguridad Interior?

Hoy fue aprobada por el Senado la Ley de Seguridad Interior, esto te interesa ya que te explicaremos cuáles son los puntos claves de esta ley y cuál es el impacto que puede tener en la ciudadanía mexicana.
15/12/2017
17:58
-A +A
Texto: Aldo Nicolai

La Ley de Seguridad Interior es un conjunto de leyes en la que se define la actuación de las Fuerzas Armadas en tareas de seguridad pública en México y que estipula en qué situaciones los militares pueden intervenir.  

El texto indica que “las Fuerzas Armadas podrán intervenir en amenazas a la seguridad interior cuando estas comprometan o superen las capacidades de las autoridades, y cuando hayan amenazas originadas por la falta o insuficiente colaboración de las entidades y municipios en la preservación de la seguridad nacional”, hecho que ha sido criticado debido a la ambigüedad de la redacción y su posible interpretación.   

La Ley de Seguridad Interior fue aprobada hoy, viernes 15 de diciembre, durante la última jornada del periodo ordinario del Congreso de la Unión de este año, la controvertida iniciativa fue aceptada con 76 votos a favor, 44 en contra y 3 abstenciones, en donde se rechazaron todas las reservas presentadas.  

Como menciona Alberto Morales y Juan Arvizu en un artículo publicado en este mismo espacio, y complementando la información presentada, estos son tres puntos claves de la Ley de Seguridad Interior.

Punto 1.

El artículo 15 señala que la intervención de las Fuerzas Armadas en los estados y municipios tendrá una temporalidad de un año, sin embargo, este plazo puede prorrogarse por decisión del Presidente, si este considera que la amenaza a la seguridad interior persiste en algún territorio de la república mexicana.

Punto 2.

En el artículo 4 se autoriza el uso legítimo de la fuerza a las Fuerzas Armadas en tareas de seguridad pública, esto mediante tácticas, métodos, armamentos y protocolos de sus elementos para controlar, repeler, o neutralizar actos de resistencia, esto de acuerdo a sus características y modos de ejecución.

Punto 3.

En el artículo 8 se precisa que las “movilizaciones de protesta social o las que tengan un motivo político o electoral que se realicen de manera pacífica y conforme a la Constitución, bajo ningún motivo serán consideradas como amenazas, ni podrán ser materia declaratoria de protección a la seguridad interior”.

cmxmphs010142_20171214_mxpfn0a001_53721791.jpg

De acuerdo con información de la organización Mexicanos Primero, dentro de las amenazas de la Ley de Seguridad Interior que afectarán directamente a la sociedad mexicana se encuentran que esta no generará controles para verificar la defensa de los derechos humanos ya que solo menciona que "se respetarán", permitirá a las Fuerzas Federales intervenir en protestas sociales si consideran que estas no son pacíficas, aunque este punto ya fue modificado en la legislación en donde supuestamente afirmaron que no pasará bajo ningún motivo, y explica que las definiciones imprecisas permitirán que todo quepa dentro de la figura de la seguridad interior a criterio de las autoridades competentes en el país.

La situación ha sido criticada por distintos actores políticos que se oponen a la iniciativa, organizaciones no gubernamentales como las Naciones Unidas (ONU), la Comisión Interamericana de los Derechos Humanos, la CNDH, organismos civiles, activistas, empresarios y periodistas de la sociedad mexicana.  

"Del lado opuesto al rechazo social está la presión de las propias Fuerzas Armadas, urgidas de un marco normativo que proteja su acción en tareas que nada tienen que ver con su misión constitucional y que las han sometido a una década de desgaste", señaló José Cárdenas en su columna de hoy para El Universal.

El tiempo dirá si esta decisión traerá "días oscuros para México”, como lo señala la columnista Elisa Alanís, pero el panorama de la situación no luce favorable para la protección de los derechos humanos.

La Comisión de los Derechos Humanos (CNDH), reporta que desde 2006 hasta julio de 2016 han recibido casi 10 mil denuncias de abusos perpetrados por miembros del ejército mexicano, en donde 2 mil casos han sucedido durante la administración actual, con más de 100 casos catalogados como graves.

tlatlaya_peritajes_fotos_especial_29894287_0.jpg

La Oficina del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos (ONU-DU), calificó en una rueda de prensa como "lamentable" que el Senado haya aprobado esta Ley de Seguridad Interior, y en el pasado el Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos, Zeid Ra’ad Al Hussein, se pronunció sobre la legislación y envío sus preocupaciones en una carta dirigida al Senado.

“Como manifestó mi Oficina de México en la carta que envió al Senado, la ambigüedad del proyecto de ley es muy inquietante y se corre el riesgo de que sus normas puedan aplicarse de forma amplia y arbitraria. Estoy convencido de que en vez de proseguir con el trámite de aprobación de esta ley, debería llevarse a cabo un debate sobre los problemas de seguridad y sus posibles soluciones”, afirmó en un comunicado.