22 | ENE | 2020
39
Claudia Ruiz Massieu, secretaria de Relaciones Exteriores (ALEJANDRA LEYVA. EL UNIVERSAL)

Debe pagar el Ejército egipcio por ataque: SRE

28/09/2015
03:00
Silvia Otero
-A +A
Trabajan abogados en El Cairo, anuncia Claudia Ruiz Massieu; pide respuesta expedita. "México exige indemnización a víctimas y castigo a culpables"

[email protected]

El gobierno de México mantendrá su exigencia de que frente “al indignante ataque, fuera de todo parámetro”, contra turistas mexicanos en Egipto por parte de elementos del ejército, exista no sólo una indemnización, “que haya consecuencias”, castigo para los responsables, por lo que se contrató a un equipo de abogados para esta misión en El Cairo, que dará seguimiento permanente al curso de la investigación, de la que se esperan resultados expeditos.

Claudia Ruiz Massieu, titular de la Secretaría de Relaciones Exteriores (SRE), enfrenta así el episodio que marca su primera “prueba de fuego”, tras una designación que no estuvo exenta de críticas por su falta de experiencia diplomática. Sin embargo, asegura tener los atributos necesarios para cumplir con el mandato del presidente Enrique Peña Nieto, una tarea que dice, no sólo recae en ella, y para la que se ha rodeado de colaboradores claves provenientes del Servicio Exterior Mexicano.

En entrevista con EL UNIVERSAL, se refiere a su tarea de dejar clara la importancia del país en la escena internacional, a pesar del impacto que dejan casos como el de los 43 normalistas de Ayotzinapa o la fuga de Joaquín El Chapo Guzmán Loera.

Asegura que “cuando se presentan casos o incidentes, México es el primero en reconocer, en lamentar y buscar el acompañamiento de las instancias internacionales. Esto nos permite que se pueda calibrar mejor lo que es México y con toda tranquilidad darle el peso que tiene cada cosa”.

Su primera “prueba” como canciller es el ataque a los turistas en Egipto. ¿Cuál es el balance de la respuesta del gobierno de México frente a este hecho?

—Las acciones que emprendimos fueron las correctas, era una situación inédita como dijo el propio Presidente de la República, no teníamos ningún precedente en la memoria donde un grupo de mexicanos civiles, pacífico, turistas, fuese agredido, por lo que a todas luces era todo un ataque por miembros de un ejército de otro país. En ese sentido, la prioridad fue mostrar que el Estado mexicano, con toda su firmeza y con toda la contundencia —que da el estar buscando proteger a nuestros nacionales—, pudiese plantear ante el gobierno de Egipto, primero, que nuestra preocupación inmediata eran nuestros nacionales, cómo estaban, brindarles acompañamiento, asesoría desde el primer momento, traerlos a México lo más rápido posible, permitir que se reunieran los familiares con los sobrevivientes y que los deudos de los que fallecieron tuvieran atención.

También plantear al gobierno de Egipto no sólo la necesidad de que cooperaran con nosotros, sino que nos brindaran las facilidades para tener una protección efectiva y lograr una repatriación pronta.

Además, con toda decisión y firmeza, exigir una investigación a fondo que nos permita conocer qué pasó, que se deslinden responsabilidades y que las responsabilidades tengan consecuencias; que se garantice también a los sobrevivientes y a los familiares de quienes fallecieron una adecuada reparación del daño, una indemnización, y esto lo planteamos desde el primer momento, lo hicimos ante una situación inédita, repito, con decisión, sin dejar ninguna duda de que el gobierno de México estaba preocupado por los mexicanos que estaban en el exterior.

¿Cuál es el ánimo del gobierno egipcio, realmente investigará?

—El gobierno de Egipto, el presidente Abdelfatah Al-Sisi y el canciller plantearon la cooperación, que lamentaban profundamente estos hechos que entrañan un error lamentable, y que tendríamos todas las facilidades para acompañar a las víctimas, a las familias, para repatriar a los mexicanos fallecidos y para que se desarrolle esta investigación en los términos que exigimos. Nosotros planteamos todo el tiempo, tanto telefónicamente, de forma personal y a través de notas diplomáticas, nuestras exigencias respecto a las familias, respecto a los sobrevivientes y de lo que esperamos de la investigación. Exigimos garantías para las familias y víctimas, sobre todo, una reparación y que se nos mantenga informados, a través de nuestro embajador, del curso de las investigaciones.

No queremos conocer nada más el resultado, también cómo se va desarrollando esta investigación. Estamos ahí presentes siguiendo su desarrollo, para evaluar si cuando se tengan los resultados éstos satisfacen las exigencias que hemos planteado.

Se enviaron tres notas diplomáticas, ¿por qué? El embajador de Egipto en México, Yasser Saban, dijo que no estaban seguros de que fueran las fuerzas de seguridad. ¿Cómo ve este tipo de declaraciones, esto puede conducir a que al final den otras conclusiones?

—Las tres notas diplomáticas se plantean como se van desarrollando los acontecimientos. La primera tiene que ver con demandar una explicación y plantear que México está consternado e indignado ante lo sucedido. La segunda, con informar al gobierno de Egipto que la canciller viaja al país y que espera no sólo tener la cooperación total de las autoridades egipcias para poder visitar a los sobrevivientes y determinar el estado de todos los mexicanos involucrados, sino exigir esta investigación y tener una entrevista con el Presidente y el canciller egipcio. Y la tercera, para exigir garantías para los sobrevivientes y los deudos de que esta investigación no sólo se dé en los términos que hemos venido planteado: expedita, a profundidad, y que nos permita conocer los hechos, deslindar responsabilidades, sino que tenga consecuencias, responsabilidades y se garantice también que se tendrá una reparación del daño adecuada conforme a los parámetros del Derecho egipcio y del Derecho internacional.

¿Cuánto tiempo será razonable para esperar los resultados?

—No hay un plazo perentorio; sin embargo, sí hemos planteado que queremos una investigación expedita. Para ello también hemos contratado abogados en El Cairo, a través de la embajada; estaremos enviando también abogados de la propia Cancillería esta semana para acompañar las investigaciones, que nos puedan dar cuenta también de cómo ven el desarrollo y en función de eso iremos planteando la posición de la Cancillería.

Hoy pedimos cooperación y tenemos una investigación en curso, pero la estamos acompañando para asegurar que sea expedita y sea en los términos planteados, y parte de lo que queremos respecto a esta investigación es claridad sobre lo sucedido. Nosotros tenemos el testimonio que nos han dado los sobrevivientes, a mí incluso de manera personal, y esta narrativa que ellos han compartido es parte de lo que se está considerado en las investigaciones y por eso nos interesa conocer sus resultados para que podamos tener un relato efectivo y claro de lo sucedido, pero también que sepamos dónde están las responsabilidades y cuáles son los pasos a seguir para que tengan consecuencias.

Cuando habló con las víctimas, ¿qué le impactó de su relato?

—Lo que más me ha impactado de los sobrevivientes, también de sus familias, es que tienen una entereza muy grande. Son personas que dan testimonio de una actitud, de mirar hacia adelante, de gran voluntad para sobreponerse al ataque, a este episodio tan terrible que cobró la vida de amigos y de familiares. Son un grupo unido, un grupo que se aprecia, que tenía lazos de amistad, que compartían objetivos y una visión de la vida y esa fortaleza, esa entereza, esa capacidad para sobreponerse en inmediato a lo sucedido.

Sara Calderón, una de las víctimas, dijo que hubo saña en el ataque...

—La verdad es que sí tuvieron una experiencia indignante, fuera de todo parámetro y su relatos sí son muy fuertes. Nos permiten, de alguna manera, tener una noción de lo que ellos vivieron. Por eso te digo que cuando escuchas su relato, cuando te cuentan lo que vivieron, esa angustia, y los ves con esa actitud fuerte, de sobreponerse, de salir adelante, no hay más que admirarlos y reconocerles esa entereza.

Proyectar al México confiable

¿Cuál es el mandato del Presidente cuando le confiere el cargo?

—Fortalecer nuestras relaciones bilaterales estratégicas, pero también seguir consolidando nuestra presencia en los foros multilaterales, seguir brindando una protección a los mexicanos en el exterior, velando por los intereses de México, contribuyendo al diálogo internacional, a la construcción de una agenda responsable en este nuevo milenio y proyectar a México de una manera integral a partir de todos sus atributos, como un país destino seguro, confiable para la inversión, como uno de los principales destinos turísticos, pero también como un país que es una de las principales economías del mundo, que tiene un peso importante en el ámbito comercial.

Voces críticas decían que no tiene experiencia diplomática...

—Desde la Secretaría de Turismo había podido participar en parte de lo que es la agenda internacional y la política exterior que ha venido desarrollando el gobierno, como secretaria de Turismo, no sólo realicé labores de promoción de México, en el ámbito de cooperación negocié más de 30 acuerdos con distintos países.

Tengo una trayectoria de más de 10 años en la arena pública. Como legisladora dos veces pude participar en algunas de las reformas más importantes y conocer de cerca algunos de los temas sustantivos que ocupan a la Cancillería, por ejemplo, en temas de migración, de votos de los mexicanos en el exterior, seguridad nacional, derechos humanos.

Como política, además tengo una amplia experiencia en la construcción de consensos y en las negociaciones de una agenda propositiva y de visión de futuro para México.

Son atributos con los que llego a la Cancillería, pero ésta enorme responsabilidad no la realiza sola la canciller. Vengo acompañada de un equipo de profesionales, como lo son todos los hombres y mujeres que trabajan en el Servicio Exterior Mexicano, que día con día realizan una labor muy profesional, reconocida, comprometida, de expertos verdaderamente que fortalecen la visión y la labor de la canciller. He anunciado a mi equipo y hay una representación muy importante de hombres y mujeres que son miembros del Servicio Exterior Mexicano, que tienen una trayectoria reconocida y muy sólida.

México estará presente ahora en la ONU, ¿cuál será la aportación?

—En esta cita suceden dos cosas que le dan una relevancia particular. La primera es la revisión y construcción de la agenda de desarrollo sostenible 2030, México ha participado de manera muy importante y de manera rica. Nosotros propusimos y se adoptó, por parte de los países, que se considerase la inclusión económica, social, también la perspectiva de género y la equidad para tener un desarrollo sostenible, que se incluyera también la medición multidimensional de la pobreza.

También se celebra el 70 aniversario de las Naciones Unidas, donde estará el Presidente [Peña Nieto] hablando del compromiso que tiene México de participar en las instancias multilaterales para reivindicar una política de gran responsabilidad internacional, para construir un mundo de paz, de desarrollo incluyente, a un mundo de responsabilidad con el medio ambiente, en fin, esta agenda que México ha reivindicado siempre y hoy, de manera decidida, ha impulsado el gobierno del Presidente de la República.

jram

Mantente al día con el boletín de El Universal

Comentarios