Suscríbete

Ejidatarios piden no ser excluidos de proyecto de NAICM

Bloquean carretera Texcoco-Lechería; exigen que se les cumpla acuerdo

Los manifestantes lanzaron consignas contra el gobierno federal por sentirs e engañados al ser convencidos de vender sus parcelas para el aeropuerto (EMILIO FERNANDEZ. EL UNIVERSAL)
Metrópoli 23/08/2016 01:09 Emilio Fernández Actualizada 01:09
Guardando favorito...

[email protected]

San Salvador Atenco, Méx.— Durante más de 10 horas un grupo de ejidatarios e hijos de campesinos que vendieron sus parcelas para la construcción del Nuevo Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México (NAICM) bloquearon los dos sentidos de la carretera Texcoco-Lechería para protestar porque no han sido incluidos en el programa para trasladar los materiales que se emplean en la edificación del proyecto aeroportuario.

Los inconformes denunciaron que compraron camiones de carga con lo que les pagaron por comercializar sus tierras para la nueva terminal aérea y el gobierno federal les prometió que participarían en el transporte de materiales, con lo que también se beneficiarían, pero eso no ha ocurrido.

Con las unidades que compraron los ejidatarios y algunos de los hijos de los trabajadores del campo se apostaron a la altura de San Salvador Atenco desde las 8:30 horas en esa vía que comunica a municipios de la zona nororiente con la Ciudad de México y provocaron un severo congestionamiento vehicular que se extendió por más de 10 kilómetros.

“Somos hijos de ejidatarios que vendieron la tierra, y vendimos con la promesa de que nos iban a dar trabajo de mano de obra y nosotros caímos en el juego de ellos. Hasta el momento no ha habido apoyo, nada de ayuda ni trabajo”, reclamaron.

Exhibieron pancartas para acusar el incumplimiento de las promesas que les hicieron las autoridades cuando accedieron a vender sus parcelas para la realización del nuevo aeródromo.

“Peña Nieto, no ilusionaste con el progreso, compramos nuestros carros de la venta de nuestras tierras y hoy nos desconoces”, decía una de las mantas que fue colocada en uno de los camiones de carga.

Algunos de los que determinaron poner en venta sus propiedades para que el gobierno federal las comprara para el NAICM, contaron que con parte del dinero adquirieron tráileres, pues les ofrecieron que cuando comenzara la edificación del proyecto más importante del sexenio del presidente Enrique Peña Nieto, serían incluidos en las obras.

Calculan que son más de 150 camiones de carga que fueron adquiridos por las personas que antes se dedicaban a labores del campo, pero no han podido participar en el proyecto y las unidades están sin ser ocupadas, lo que ha afectado sus ingresos.

“Hicimos una inversión de más de 500 o 700 mil pesos por unidad, fuimos muchos los que caímos en las promesas; sabemos que hay trabajo pero se le da preferencia a otros sindicatos de diversos estados del país y cuando nos contratan nos jinetean el dinero y hemos sido estafados porque no nos pagan lo justo”, expusieron.

En tanto, el Frente de Pueblos en Defensa de la Tierra (FPDT) se deslindó de los ejidatarios que realizaron el bloqueo pues aseguró que son personas afines al Partido Revolucionario Institucional (PRI).

“Estos sindicatos y sus grupos de choque [como Antorcha Campesina] son los mismos que nos desalojaron del campamento de Tocuila el pasado 19 de agosto. Esta es una más de las estrategias del PRI para confundir a la población”, indicó el FDPT.

Temas Relacionados
NAICM ejidatarios
Guardando favorito...

Comentarios

 
Recomendamos