Suscríbete

Llega el tiempo para revivir

El veterano Brady le quita el invicto a los Dolphins, el coach Gruden vuelve a ganar, los Cowboys mejoran su marca y los Packers con Rodgers blanquean a Bills

Llega el tiempo para revivir en la NFL
Tom Brady, como en sus mejores tiempos, mejoró su foja a 15-1 como QB titular contra Miami. ( CJ GUNTHER. EFE)
Universal Deportes 01/10/2018 00:30 Ariel Velázquez Actualizada 08:24

[email protected]
 

Ya los hemos visto hacer esto antes. Es una trama que se repite tanto como las letras de reguetón. La ofensiva de los Patriots cobró vida para reventar la burbuja de especulaciones que juraban que las dos derrotas en fila eran el principio del final de un equipo leyenda.
 

La Semana 4 nos dejó la primera victoria de Jon Gruden en su segunda etapa con los Raiders, a pronunciar el nombre de Mitch Trubisky al completar seis pases de touchdown con los Bears, que en los partidos que se definen en tiempo extra son una constante, pero sobre todo que Tom Brady y los Patriots se resisten a la extinción.
 

Sin ser un partido para presumir como una buena nota en el refrigerador (274 yardas, tres anotaciones y tres intercepciones), Brady empató a Vinny Testaverde como el quarterback con más pases de touchdowns a receptores diferentes con 70.

 

Aunque octubre comienza con Miami en la cima del Este, Nueva Inglaterra evitó que los Dolphins se les fueran a tres juegos.
 

Ya que hablamos de pasadores, Jared Goff, Andrew Luck, Derek Carr, Kirk Cousins y Matt Ryan lanzaron 400 yardas o más. Hasta ahora, contamos 12 actuaciones con al menos 400 yardas aéreas, la mayor cantidad en la historia de la NFL durante las primeras cuatro semanas de una temporada.
 

En una liga de quarterbacks, Trubisky se metió en la conversación con sus seis anotaciones en el triunfo sobre Tampa Bay donde lanzó 354 yardas. Cinco touchdowns fueron con receptores diferentes en la primera mitad, uniéndose a Aaron Rodgers quien lo hizo contra Bears en 2014.

 

En casa, bueno en su palacio, Cowboys logró sobrevivir ante Lions con una ofensiva de 55 yardas que consumó los minutos finales del partido para que Brett Maher convirtiera el gol de campo de la victoria. Dallas mejoró a 2-2, mientras que Detroit, bajo el entrenador en jefe de primer año Matt Patricia, cayeron a 1-3.
 

Una semana después de sorprender al mundo con un triunfo sobre Vikings, Bills volvió a ser los Bills que conocemos al ser blanqueados por Packers. Aaron Rodgers con solo una pierna sana, fue más que toda la ofensiva de Buffalo.
 

Blake Bortles lanzó dos pases de TD, incluyendo 67 yardas a Donte Moncrief, para una actuación dominante sobre Jets. Bortles terminó con 388 yardas, superando las 375 yardas por segunda ocasión.
 

Hoy termina la Semana 4, el primer cuarto de la temporada.