X

La verdadera historia de Pilar Reyes y Pedro Soto en el Mundial de Argentina

Pilar Reyes portero del equipo nacional se caracterizaba por ser muy hábil, un adelantado a su época, pues era de los que sabía jugar con la pelota en los pies

La verdadera historia de Pilar Reyes y Pedro Soto en el Mundial de Alemania
FOTO: ARCHIVO EL UNIVERSAL
mundial-futbol 27/05/2022 00:31 Universal Deportes Actualizada 00:59
Guardando favorito...

Segundo juego de México en el Mundial de Argentina 1978.

La presentación había sido amarga, el desconocido Túnez ganó por 3 goles a 1, así que en el segundo juego, ante nada menos nada más que la campeona del mundo, Alemania Federal se tenía que ganar sí o sí... O por lo menos sacar el empate, pero la realidad de realidad fue muy diferente.

Pilar Reyes portero del equipo nacional se caracterizaba por ser muy hábil, un adelantado a su época, pues era de los que sabía jugar con la pelota en los pies.
 

Ese día le valió de poco. "En ese partidos me metieron tres goles bien bonitos, y al medio tiempo tuve que salir en una jugada con el güero Rumennige, me clavó los tacos en la rodilla. Ya no pude seguir".

Entró Pedro Soto de cambio y Pilar en la enfermería, oía como la tribuna gritaba: "Gol, gol, gol. Y yo rezando y pidiendo. Diosito, que hayamos empatado, que sea de nosotros ".

La ilusión se terminó cuando acabó y por la puerta entre abierta le gritó a Soto cuando lo vio pasar. "¿Pedro, qué pasó?"
 

Y "Pedrito, que era bien ocurrente me dijo: 'Empatamos Pilarico, empatamos'".

Grité "qué bueno, empatamos a tres con Alemania'. Pero Pedro me borró la sonrisa. 'No Pilarico, me metieron tres a mí y tres a ti. Empatamos Pilarico". Alemania le había ganado a México 6-0.

Temas Relacionados
Pilar Reyes selección mexicana
Guardando favorito...
 

Noticias según tus intereses

El Universal
Las Indispensables

Termina tu día bien informado con las notas más relevantes con este newsletter

Al registrarme acepto los términos y condiciones