¿Y si gana Trump?

Calificada por algunos como simple puntada de bufón; colocada en el estilo mexicano como una más de las promesas al viento de un candidato en campaña; ubicada como misión imposible la supuesta balandronada, lo cierto es que de llegar Donald Trump a la Casa Blanca sí puede revisar el Tratado de Libre Comercio de América del Norte
27/05/2016
01:58
-A +A

Lo que en México se volvió ley suprema a la aprobación del Senado de la negociación, en Estados Unidos se ubica como decisión presidencial al utilizarse el esquema del fast track o vía rápida.

La responsabilidad en el todo o nada por parte del Congreso recayó estrictamente en la figura presidencial.

De hecho, habiendo negociado los compromisos el presidente George Bush del partido republicano, a la llegada de un demócrata William Clinton, en la antesala de la puesta en escena del acuerdo mercantil, se solicitó una revisión… que finalmente naufragó ante una oleada de cabildeo del país.

Sin embargo, se adicionaron dos acuerdos complementarios o suplementarios, uno de carácter laboral, y otro para cuidar el medio ambiente en la franja fronteriza.

Ayer, con la adhesión de medio centenar de delegados, Donald Trump aseguró la nominación al llegar a mil 238, uno más de los reclamados.

Los nomios, frente a Hillary Clinton, la contraparte en la contienda, están 50-50.

La vacilada se vuelve pesadilla.

De acuerdo a un análisis del Banco-Base, de llegar Trump a la Casa Blanca durante su primer año el Producto Interno Bruto de México podría caer en 4.9 por ciento.

Casi al día siguiente del inicio de su campaña, el empresario lanzó una frase que sería el inicio de la vereda: “No hagan negocios con México”. La exposición de motivos hablaba de un sistema judicial corrupto, aduciendo que había ganado una demanda y no había podido cobrar.

La querella la provocó la quiebra de un proyecto inmobiliario en Baja California bajo la licencia de marca del político republicano. El Trump Ocean Resort Baja México, con 525 departamentos de lujo, se ubicaría en Tijuana.

Al fracaso del proyecto más de 100 compradores de los inmuebles demandaron a Trump… quien a su vez contrademandó a la desarrolladora. De acuerdo al escenario planteando por el aspirante para una eventual renegociación del TLCAN, llegaría la imposición de un impuesto de ingreso a las exportaciones mexicanas de 30 por ciento… para pagar el costo de una colosal barda a lo largo de la frontera sur. En la feria de absurdos, Trump había hablado también de confiscar las remesas de trabajadores migrantes.

Sin embargo, en la paradoja, el gobierno de Canadá tomó más en serio que el nuestro las amenazas, planteando la idea de un frente común para defender el acuerdo mercantil.

La intención sería cabildear con el nuevo gobierno para convencerlo de que no sería México, sino los tres países quienes perderían con la renegociación.

La industria automotriz, desde otro ángulo, minimizó desde el plano pragmático cualquier daño, aduciendo que la producción de vehículos en Estados Unidos está encadenada al suministro de autopartes por parte del país. El cierre de frontera, pues, podría paralizar las plantas ubicadas en Ohio, Michigan, Alabama y Misisissipi. La pregunta, naturalmente, es si el odio enfermizo del empresario se frenaría ante la posibilidad del balazo en el pie.

¿Nos ponemos a rezar?

Balance general. El epicentro, el ojo del huracán, el eje de la caída estrepitosa del grupo ICA se ubica en la obstinación de Bernardo Quintana Issac en entronizar a su hijo Alonso, Quintana Kawage como director general, lo que generó un brote de descontento al interior de la firma que nació como cooperativa de ingenieros.

La inexperiencia del funcionario lo llevó a equilibrar el resquebrajamiento de la nave al enfrentar el cuenta gotas de contratos públicos, la morosidad en el pago de los existentes, además del escándalo provocado por el cierre de 11 estaciones de la Línea Dorada del Metro, en cuyo marco se culpó al consorcio en que participaba ICA, con endeudamientos al infinito.

La posibilidad de liquidez no empató con los plazos de vencimiento.

Se diría que ICA replicó el escenario que llevó a la debacle a la primera constructora en México en la oferta de plantas llave en mano, es decir Bufete Industrial, en cuyo cuesta abajo en su rodada se vendió en el precio simbólico de mil pesos.

Gigante en declive. Ubicada por décadas como el factótum para el vaivén en el índice de precios y cotizaciones de la Bolsa Mexicana de Valores, que luego asumiría Teléfonos de México y más tarde América Móvil, los signos indican que el Grupo Carso saldrá del listado de empresas que generan éste.

La constitución del conglomerado, cuyo eje es la industria extractiva, permitió el salto del magnate Carlos Slim a las grandes ligas.

Con éste saldrían también las emisoras ICA, La Comer y Simec. La primera por obvias razones; la segunda por no alcanzar aún madurez, dado que refleja solo el nuevo escenario de Comercial Mexicana, tras la venta de la mayor parte de sus tiendas a Soriana, y la tercera por falta de bursatilidad.

De acuerdo a los analistas en su lugar llegarían la línea aérea Volaris y la petroquímica del Grupo Alfa, Alpek.

Las otras dos están en análisis.

Punto para Arca. El anuncio de su asociación con Coca Cola Bottling Company United para crear una empresa conjunta en Estados Unidos empujó al alza la cotización de las acciones de Arca Continental, la segunda embotelladora del país de la marca de cola, con sede central en Monterrey.

En un primer impulso el crecimiento era de 3.5 por ciento.

La penetración de la firma mexicana alcanzaría los estados de Texas, Nuevo México, Oklahoma y Arkansas.

Corrupción, meollo. Ubicada la corrupción como el eje de varios de los males del país, los organismos empresariales están convocando el gran debate sobre causas y consecuencias. La Coparmex realizará del 17 al 18 de agosto en la capital el Primero Foro Empresarial Iberoamericano Anticorrupción, cuyo punto de arranque será la fragilidad del Estado de Derecho como forma de desarrollo económico.

En la ruta, el miércoles la Cámara Americana de Comercio realizó un evento similar denominado “Ética Corporativa en el Sector Energético: Medidas de Cumplimiento y Combate a la Corrupción”.

Otro aumento. Modificada en el escritorio la base de cálculo para definir el precio de la molécula de gas natural por la Comisión Reguladora de Energía, entre febrero y marzo el costo del combustible se incrementó 20 por ciento en la Ciudad de México.

En Guadalajara el salto fue de 19.

Monterrey sufrió un incremento de 16.

La exposición de motivos de la instancia fue que ya no solo se importa el energético de Estados Unidos, lo que vuelve más costoso su transporte. El golpe afecta lo mismo a consumidores domésticos que a las grandes industrias, desde la vidriera a la papelera, pasando por la siderúrgica y la cementera.

[email protected]