Prohibido olvidar

Enrique Beas

No fomentemos la mediocridad. Asumamos el 7-0 como el peor momento de la Selección Mexicana y construyamos una narrativa de alta competencia

Ahora resulta que, en medio de la pachanga que nos traemos con la Selección Mexicana, es necesario olvidar el humillante 7-0 de Santa Clara.

Es cierto, el México vs Chile está lejano y me queda claro que nunca será el juego del honor para ambas selecciones o un nuevo clásico. También es una realidad que antes de esa noche en California, México presentaba mejores dividendos en su historial de partidos contra los chilenos.

Pero después de haber vivido el mayor ridículo de nuestro futbol moderno (entiéndase, después de los Cachirules), la única receta para demostrar que todo fue un accidente y que el futbol mexicano sigue por encima del chileno, como lo creemos varios, es ganar todos los partidos que se jueguen contra ellos.

Dirán que la revancha debería ser en equidad de condiciones, que muchos de esos jugadores ya no están. No fomentemos la mediocridad. Asumamos el 7-0 como el peor momento de la Selección Mexicana y construyamos una narrativa de alta competencia.

Que el mundo se entere que los chilenos jamás le volverán a ganar a México. Que esa noche fue un terrible accidente del metodológico Osorio, de las divas en la cancha Layún, Chícharo, Ochoa, Guardado, Moreno y compañía, de una generación que entregó los 90 minutos más humillantes de la playera verde.

Cambiemos el chip, el villano se llama Chile y hasta no golearlo, no podremos estar tranquilos. Prohibido olvidar. ¡Bienvenidos, bienvenidos! A una noche muy picante en Querétaro 

TEMAS RELACIONADOS
Guardando favorito...

Comentarios