"Deficiente, Ley General de Víctimas"

Senadores y ONG afirman que debe ser modificada; denuncian que la CEAV sólo gastó 3% del presupuesto que le otorgan para este rubro
09/12/2015
02:59
Juan Arvizu
-A +A

Como prueba de que la Ley General de Víctimas es inoperante y debe ser modificada, senadores y organizaciones sociales señalaron que este año, con mil millones de pesos presupuestados para ayuda, compensación y reparación del daño, la Comisión Ejecutiva de Atención a Víctimas (CEAV), solamente ejerció 33 millones de pesos y atendió 89 denuncias de un cúmulo de 5 mil 841 casos.

El presidente del Senado, Roberto Gil Zuarth (PAN) advirtió que en el sistema penal se respalda más al victimario, por lo que la legislación debe ser revisada. Asimismo, la presidenta de la Comisión de Gobernación, Cristina Díaz Salazar (PRI), afirmó: “Es urgente establecer y hacer adecuaciones de fondo a la Ley General de Víctimas”.

Expresó que las autoridades ministeriales, en las que descansa el apoyo a las víctimas, “no sólo niegan la igualdad de los derechos de las víctimas, sino que, por el contrario, frecuentemente realizan una revictimización a quienes han sufrido un delito, negándole un efectivo y pronto acceso a la justicia”, dijo la senadora.

Deploró que en la práctica hay un abuso y falta de entendimiento de los derechos humanos para los imputados y delincuentes, quienes por errores judiciales obtienen su libertad, algo que duele y lastima mucho, especialmente a las víctimas y a sus familias.

La senadora comentó: “Estamos a tiempo de que podamos tener una legislación efectiva para resarcir a quien ha padecido el daño. En ese sentido, creo que las víctimas del delito ya han padecido bastante y no es posible negarles su derecho a recibir las compensaciones y ayudas por parte de la CEAV”.

Isabel Miranda de Wallace, de la asociación Alto al Secuestro, señaló que la CEAV sólo gasto 33 millones de pesos a octubre de 2015, que es 3% del presupuesto asignado para la atención a víctimas del delito, el cual fue de mil 28 millones de pesos.

Esos 33 millones de pesos la CEAV los gastó en pagar 1.1 millones a una fiduciaria y destinó 600 mil pesos a reembolsar gastos funerarios y de alimentación de víctimas.

Otros 29.7 millones de pesos los utilizó para el pago de reparación integral a víctimas directas e indirectas y 1.5 millones de pesos fueron al fondo de emergencias para pago de ayudas en el caso Ayotzinapa.

Comentó que la CEAV ganó intereses por 24.7 millones de pesos, lo que la convierte en un fondo de inversión.

Mantente al día con el boletín de El Universal