Piden crear un sistema nacional de búsqueda

Familiares de desaparecidos dan propuestas al gobierno. Roberto Campa: se tomarán en cuenta las iniciativas
Familiares de desaparecidos propusieron crear el registro nacional de personas vivas con identidad desconocida y el registro de personas fallecidas sin identificar, en el que se debe definir un plan nacional de exhumaciones (ESPECIAL)
10/09/2015
01:07
RUTH RODRÍGUEZ
-A +A

[email protected]

Organizaciones de familiares de personas desaparecidas exigieron al gobierno federal que en la elaboración de la Ley General sobre Desapariciones Forzadas y Desapariciones por Particulares, se destaque el derecho que toda persona tiene a ser buscada, de manera inmediata, sin importar condiciones particulares de la víctima.

Fruto de una amplia consulta organizada con participación de más de 70 colectivos de familias en más de 20 estados, el grupo entregó ayer un paquete de propuestas a representantes de los poderes Ejecutivo y Legislativo, así como a organismos internacionales y nacionales.

Entre las propuestas que destacaron los familiares y que buscan que sean integradas en la Ley General sobre Desapariciones está crear un sistema nacional de búsqueda, que integre diferentes mecanismos, entre ellos, el registro único de personas desaparecidas. Propusieron también crear el registro nacional de personas vivas con identidad desconocida y el registro de personas fallecidas sin identificar, en el que se debe establecer un plan nacional de exhumaciones.

“Los restos humanos de personas localizadas no podrán ser incinerados por ninguna razón, el realizarlo constituye un delito más por obstruir la investigación y no respetar los derechos culturales de los pueblos”.

Pidieron que se incluya la reparación integral del daño. “La presente ley, y los procesos y mecanismos que de la misma deriven, deberán reconocer la experiencia de las víctimas y sus aportaciones en los procesos legislativos, de diseño de políticas públicas y en las labores de investigación, garantizando así su derecho a la participación y coadyuvancia”.

En respuesta, Roberto Campa Cifrián, subsecretario de Derechos Humanos de la Secretaría de Gobernación, dijo que se tomarán en cuenta estas propuestas para la elaboración de la ley, cuyo proceso de consulta concluyó ayer.

Mencionó que será el titular del Ejecutivo federal quien presente esta iniciativa de ley, misma que será turnada al Poder Legislativo para su análisis y aprobación.

Reconoció el papel tan relevante que juegan los familiares de los desaparecidos, en el que ellos son los expertos en el tema, y en el que el Estado está obligado a escucharlos.

A esta reunión, realizada en el Museo de la Ciudad de México, también Carlos Beristain, quien forma parte del Grupo de Expertos Independientes del caso Ayotzinapa, reconoció que el trabajo que pudieron hacer fue gracias a la confianza que las víctimas, los normalistas y los padres de familia tuvieron en ellos.

Los familiares provenientes de México, Centroamérica y exiliados de Estados Unidos recordaron las cifras de personas desaparecidas que hay hasta el 31 de diciembre de 2014, mismas que dio la misma Secretaría de Gobernación: 25 mil 230.

“Sin contar un enorme número negro de quienes no han denunciado por diversos motivos. Vivimos una gran tragedia, una crisis humanitaria que no ha sido reconocida ni asumida por el Estado. Por ello, reclamamos nuestro derecho a participar en la elaboración de esta ley y legislación correspondiente, tenemos un aporte fundamental, producto de nuestra experiencia y diálogo entre nosotros”.

Entre sus propuestas, los familiares de desaparecidos dijeron que la ley debe incluir y ser aplicada a todas las desapariciones, las del pasado, las del presente y las que puedan ocurrir en el futuro. La ley debe garantizar una búsqueda inmediata, científica, transparente y expedita.

Mantente al día con el boletín de El Universal