Pega a Nicaragua crisis de Venezuela

En los años del chavismo el intercambio bilateral otorgaba crudo al país centroamericano el cual, a cambio, exportaba carne, ganado y azúcar a la nación sudamericana. Ahora, las cosas han cambiado

En el centro y al fondo a la izquierda, una efigie de Augusto César Sandino, el líder nacionalista nicaragüense. En primer plano, un mural de Hugo Chávez, el ex presidente venezolano, en una calle en Managua (JOSÉ MELÉNDEZ. EL UNIVERSAL)
Mundo 24/08/2016 01:52 José Meléndez / corresponsal Actualizada 11:12
Guardando favorito...

Una imagen del poeta nicaragüense Rubén Darío, príncipe de las letras castellanas, y un dibujo de un mono de un comercio que ofrece préstamos rápidos para comprar electrodomésticos, emergen al costado sur de un gigantesco mural del fallecido ex presidente de Venezuela, Hugo Chávez, que se ilumina de noche, y a todas horas domina el escenario en un sector del área de Managua más devastada por un terremoto en 1972.

Al fondo, en silueta negra y en lo alto de la ciudad, una efigie del general nicaragüense Augusto César Sandino —líder nacionalista asesinado en 1934 y quien combatió la ocupación militar de Estados Unidos en Nicaragua de 1927 a 1933— alimenta un típico cóctel nicaragüense de poesía, historia, política y negocios con el recuerdo del desastre natural que asoló a la capital y en un país que en 2016 festejó el centenario de la muerte de su laureado poeta.

Pero en la mezcla persiste el recuerdo de la influencia que Chávez, fallecido en 2013, ejerció en esta nación. Desde 2007 su gobierno favoreció en Nicaragua un alud financiero a favor del presidente Daniel Ortega, su principal aliado en Centroamérica.

Casi 10 años después, y mientras el discurso oficialista reiteró que proseguirá la solidaridad chavista, Nicaragua padece por la debacle económica de Venezuela, que desembolsó unos 4 mil millones de dólares en asistencia variada con el gobierno de Managua de 2007 a 2015.

Desplome. Datos del Banco Central de Nicaragua mostraron que el comercio de este país con Venezuela, su quinto socio, se desplomó de 161 millones de dólares, de enero a junio de 2015, a 63 millones de dólares en ese mismo periodo de 2016 por la crisis económica venezolana.

 

El acuerdo es que Nicaragua paga la compra de crudo venezolano con crédito blando y con exportación de productos agrícolas nacionales, como carne, ganado y azúcar.

Del total de compras anuales de hidrocarburos a Venezuela, Nicaragua paga la mitad a 25 años plazo, pero el resto surge de las ventas internas de combustibles y se usa para adquirir alimentos que son exportados al mercado venezolano.

Menos crudo equivale a menos crédito para que Nicaragua exporte a Venezuela, hundida en una escasez de alimentos y medicinas.

“¿Cuál sería el impacto [en la economía de Nicaragua] si las exportaciones, que alcanzaron un promedio anual de 380 millones de dólares de 2011 a 2014, y cayeron a 290 millones de dólares en 2015, bajan hasta 130 millones de dólares en 2016, y esta disminución no logra ser compensada en valor por un incremento hacia otros destinos?”, cuestionó el economista independiente nicaragüense Adolfo Acevedo.

“Afirmar que la crisis que experimenta la cooperación petrolera no tendrá repercusión alguna sobre nuestra economía, significa ignorar el papel que llegó a desempeñar dicha cooperación a nivel macroeconómico”, alertó.

Cifras del Banco mostraron que el suministro de crudo de Caracas a Managua registró un promedio anual de 526 millones de dólares de 2011 a 2014 y bajó a 300.8 millones de dólares en 2015. La tendencia a la baja se mantuvo y de 169.2 millones de dólares en el primer semestre de 2015 se redujo a 87.7 millones de dólares de enero a junio de 2016, por lo que se prevé que cerrará en 300 millones de dólares en diciembre próximo y, de ese total, apenas la mitad para exportaciones a Venezuela.

Una merma del crudo venezolano repercutirá en Nicaragua, cuyo crecimiento del Producto Interno Bruto (PIB) retrocedió de 6.2 en 2011 y 5.6 en 2012 a 4.5 en 2013 y lentamente llegó a 4.6 en 2014 y a 4.9 en 2015, de acuerdo con datos oficiales.

Por compras a Venezuela y a otros proveedores, la factura petrolera de Nicaragua de enero a junio de 2016 alcanzó 294.7 millones de dólares y sumó 774.6 millones de dólares en 2015, por lo que Acevedo alertó que el dilema es cancelar el crudo (sin crédito) que no procede de sus socios venezolanos y, a la vez, financiar exportaciones para pagar a Caracas.

Así, la peculiar estampa de Darío, Chávez y el mono prestamista, y Sandino al fondo, es repaso diario de poesía, historia y política en Nicaragua… sin olvidar los complicados negocios con Venezuela.

Temas Relacionados
undefined
Guardando favorito...

Comentarios