"Proyecto de AICM es un motivo para repensar la ciudad"

Metrópoli 09/03/2016 01:40 Gerardo Suárez Actualizada 09:18
Guardando favorito...

No pueden pasar la vida debatiendo uso: experto; tiene potencial de ser punto de referencia, dice

[email protected]

La inminente desocupación de las 710 hectáreas del Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México (AICM) abre la puerta para crear un proyecto que sea un “punto de referencia extraordinario” en la reutilización de estos terrenos, afirmó Sergio Fajardo, ex gobernador del departamento de Antioquía y ex alcalde de Medellín, Colombia.

El matemático, cuyo equipo logró gobernar Medellín al margen de los partidos de 2004 a 2007, y que aplicó una estrategia enfocada en la educación y el “urbanismo social” para revertir el clima de violencia ocasionado por el narcotráfico, dijo que el proyecto del aeropuerto será un motivo para “repensar la ciudad en muchos aspectos”.

El Gobierno de la Ciudad de México ha expresado que cuando se desocupen los terrenos, debido a la construcción de una nueva terminal aérea, se debe dar un uso mixto las 710 hectáreas, lo cual se debe definir pronto; mientras que el gobierno federal indicó que la decisión aún no apremia.

Transparencia, necesariaFajardo Valderrama mencionó que uno de los mayores problemas en las ciudades de América Latina es la corrupción, por lo que para frenarlo los gobiernos deben difundir de la forma más amplia sus acciones y así recobrar la confianza en la población.

La transparencia, añadió, también debe ser parte del plan para reutilizar los terrenos de la terminal aérea, comentó a EL UNIVERSAL de visita en México, previo a su conferencia magistral en el Festival Internacional de Arquitectura y Ciudad Mextrópoli.

¿Cómo decidir qué hacer con el terreno que deja el AICM?

—Sería muy atrevido decir qué hacer, pero sé que es una oportunidad extraordinaria para la Ciudad de México […] Lo que sí sé es que no se pueden quedar toda la vida discutiendo cómo usar los predios.

Insisto, que ese sea un elemento para darle un impulso a la ciudad en el sentido de unir a la comunidad, que se sientan orgullosos de lo que ocurre acá, que se mire como un punto de referencia extraordinario, que sea transparente, que no se vayan a robar la plata en los proyectos, que la gente pueda ver cómo se puede hacer una transformación.

Hay posturas diversas sobre el uso que se pueda dar a este predio.

—Es un espacio muy grande, son 700 hectáreas, allá hay espacio para zonas verdes y muchos desarrollos, pero para decidir se necesitan los líderes, para estudiar bien y explicarle a la ciudadanía lo que ocurre.

En la ciudad se alista un nuevo programa de desarrollo urbano, ¿qué elementos no deben faltar en estos documentos cuando se trata de grandes ciudades?

—Hay que conocer cada centímetro cuadrado del territorio. Hay que entender en las comunidades la esencia de sus problemas y quienes lideran deben tener la capacidad de verlas, ubicar todos esos fragmentos y al mismo tiempo tener un hilo conductor para pegarlas y saber que el reto es transformar estas comunidades a nivel local y como parte de una sociedad.

¿Cómo se puede equilibrar la revitalización en el centro y periferia de la ciudad?

—Es una decisión política, corresponde a quien gobierna la decisión de ir a zonas periféricas.

La ciudad es muy grande, pero ¿puede crecer aún?

—Soy un matemático desviado en este mundo, pero México tiene mucho espacio para crecer hacia arriba, pero los servicios públicos son fundamentales, el agua es algo que cada sociedad debe tener en cuenta para lo que va a ser su desarrollo.

Gobierno independiente

Sergio Fajardo llegó a la alcaldía de Medellín con un proyecto y equipo independientes a los partidos políticos. Su labor se enfocó en atacar tres problemas de la zona: desigualdad, violencia derivada del narcotráfico y cultura de la legalidad, sobre todo contra la corrupción y para ello un “motor de transformación” fue impulsar la educación.

Además, implementó una política de urbanismo social, donde la idea “fue poner lo más bello para los más humildes”, mediante la creación de espacios públicos e infraestructura de primera línea, como centros escolares y parques, lo que permitió reconstruir el tejido social y reducir la violencia.

El ex gobernador de Antioquía, Colombia, señaló que otro tema fundamental es erradicar la corrupción y para ello se requiere la mayor transparencia en la actuación del gobierno como una iniciativa propia y no porque la ciudadanía tenga que hacer solicitudes de información.

Temas Relacionados
AICM
Guardando favorito...

Recomendamos

Comentarios