Robo de coladeras costó 17 mdp

En tres años, el GDF tuvo que reponer mil 700 accesorios. Autoridades dicen que ladrones los venden como fierro viejo

Responsables del Sistema de Aguas de la Ciudad de México advierten que en vías primarias la desaparición de accesorios hidráulicos quizá se deba a que se desprenden por el movimiento del tránsito vehicular (ARCHIVO EL UNIVERSAL)
Metrópoli 03/10/2015 04:10 Sandra Hernández Actualizada 14:53
Guardando favorito...

[email protected]

La presente administración ha erogado más de 17 millones de pesos en la reposición de al menos mil 700 accesorios hidráulicos —coladeras y rejillas— en la ciudad de México, los cuales, a decir de las autoridades, desaparecen de vías primarias y secundarias de la capital.

Aunque autoridades del gobierno central insisten en que no son robos sino desapariciones, funcionarios delegacionales aseguran lo contrario y aceptan que es un problema grave.

En entrevista, el director de Drenaje, Tratamiento y Reuso del Sistema de Aguas de la Ciudad de México (Sacmex), Miguel Carmona Suárez, afirmó que durante los primeros siete meses del año se han recibido 367 reportes de desaparición de accesorios de drenaje en toda la capital, y las delegaciones más afectadas son Gustavo A. Madero, Iztapalapa y Cuauhtémoc.

Cada uno de los accesorios tiene un costo de 9 mil 900 pesos, que incluye el objeto y su colocación. Es decir, que en 2015 el Sacmex ha gastado 3 millones 633 mil 300 pesos en los repuestos de coladeras y rejillas.

Hay dos tipos de accesorios de drenaje: pozo de visita que se ubica en medio de la calle, la rejilla de piso rectangular y la coladera pluvial que normalmente está en las guarniciones; todas tienen el mismo costo.

“Nos coordinamos con la delegación y preguntamos: ‘¿lo haces tú o lo hago yo?’. Hay veces que decimos: ‘no tengo recursos, entonces tú lo haces’, o viceversa. Obviamente cada uno lleva un control de material”.

¿Robo o desaparición? El ingeniero Miguel Carmona Suárez afirmó que el hecho de no encontrar tapas o rejillas no puede considerarse al 100% un robo debido a que no se han sorprendido directamente los hurtos.

“De pronto nos habla el jurídico y nos dice que agarraron in fraganti a los ladrones, eso pasa más o menos dos veces al mes. Pero la mayoría de veces no los agarramos así. Aunque pensamos que son robos, de lo contrario, el accesorio estaría cerca de zona, pero no, desaparece”.

—¿Cuál sería la otra explicación si no es un robo?, ¿cómo es que desaparecen?, se le preguntó.

—En calles secundarias es donde prácticamente se los roban. En vías primarias quizá se deba al movimiento del tránsito vehicular.

—¿Cuál es el objeto de robarse accesorios hidráulicos?

—Normalmente se venden en los famosos depósitos de fierro viejo. Ahí van y lo adquieren y lo vuelven a fundir, lo venden como chatarra por kilo. Otra cuestión es el vandalismo, es decir, lo roban nada más por robarlo y lo ves mucho en los indigentes.

Carmona Suárez comentó que la desaparición de accesorios hidráulicos va a la baja, debido a que las nuevas coladeras poseen pernos de seguridad que evitan su desprendimiento.

Autoridades de Iztapalapa lidian día tras día con la situación de los robos de accesorios de drenaje. La administración anterior repuso 300, para lo cual se erogó un presupuesto de 2 millones 900 mil pesos.

El Sistema de Aguas de la Ciudad de México (Sacmex) trabaja en una propuesta jurídica para tipificar como delito grave el robo de accesorios hidráulicos, y sancionar a los culpables con prisión de cinco a 10 años y de 500 a mil días de multa de unidades de cuenta de la ciudad de México. “La medida también se aplicaría a quienes reciben las piezas robadas”.

Temas Relacionados
Guardando favorito...
 

Noticias según tus intereses

Comentarios