Entérate. ¿Por qué hablan de la plusvalía?

De publicarse en la Gaceta Oficial de la Ciudad de México la nueva Ley de Vivienda, aprobada este martes en la Asamblea Legislativa, los capitalinos estarían en riesgo de perder las posibles ganancias que les generan la plusvalía de la compra venta de su casa-habitación
(Foto: Archivo/El Universal)
07/12/2016
16:34
Diana Villavicencio
-A +A

De publicarse en la Gaceta Oficial de la Ciudad de México la nueva Ley de Vivienda, aprobada este martes en la Asamblea Legislativa, los capitalinos estarían en riesgo de perder las posibles ganancias que les generan la plusvalía de la compra venta de su casa-habitación porque el gobierno capitalino tendría la facultad de apropiarse del valor que acumule el inmueble.

Artículo

Asamblea aprueba impuesto a plusvalía

Sale en Ley de Vivienda con 34 votos a favor y 20 en contra; ingresos se destinarán a la mejora del espacio público
Asamblea aprueba impuesto a plusvalíaAsamblea aprueba impuesto a plusvalía

El Artículo 94 de dicha ley contempla que el Gobierno de la Ciudad genere e implemente mecanismos para la captación de plusvalías generadas por las acciones urbanísticas.

 

Para el presidente de la Comisión de Desarrollo Metropolitano, Fernando Zárate, esta situación a todas luces resulta inconstitucional. En primera instancia porque la Constitución establece en el artículo 27 las modalidades que podrá tener la propiedad, es deci,r las limitaciones. Ninguno de ellos está basado en la dimensión que se pretende dar en esta Ley y que es la captación de plusvalía.

 

El legislador comenta que la Ley aprobada contraviene el principio de superioridad normativa de la Constitución Política.

 

“El concepto de plusvalía como se encuentra en el Artículo 94 no está sujeto a interpretación alguna, una norma es un mandato y no es una sugerencia y una norma al ser un mandato establece prescripciones, órdenes, sólo cuando la norma es vaga y ambigua hay lugar a la interpretación”, explicó el diputado del Verde Ecologista.

 

Incluso pone como ejemplo que si usted, amigo lector, compra un departamento de un millón de pesos, el gobierno hace mejoras a la infraestructura, invierte en parques, cambia tuberías por esa inversión urbanística hecha en lugar de que cueste un millón de pesos costará 1.5 millones de pesos.

 

 Lo que hará la ley-en caso de que antes la Consejería Jurídica y de Servicios Legales de la Ciudad no emita observaciones y la frene- es que esos 500 mil pesos que son legítimamente no solo de una propiedad sino en el ejercicio de una ganancia lícita lo que va a hacer el gobierno es que ese dinero-500 mil pesos- lo quitará de alguna manera.

 

Según Zárate no necesariamente podría ser en dinero sino que los recogería y los destinaría para otras cosas que el gobierno decida que deben construirse.

 

Por eso la plusvalía se captará de alguna forma y lo destinarán-ellos dicen en el artículo 94- para repartirlo o aplicarlo en  inversiones. Eso es lo que le va a pasar amigo lector.

 

El legislador local precisa que esta plusvalía se podría cobrar por ejemplo en la transmisión de propiedad.

 

Si usted dona, hereda, vende, en esa propia transacción podrán incorporarlo u obligar a reducir el precio. Si quiere vender en 1.5 millones de pesos le van a decir que sólo lo puede vender en un millón y los 500 mil pesos extra se ocuparán y dirigirán virtualmente al gobierno.

 

Además se corre el riesgo de una nueva clasificación para el pago de predial y habrá una especulación comercial grave y se jugará con el mercado, provocando que muchas personas no quieran vender.

 

“La captación de plusvalías tiene consecuencias graves y amplias que con un poco de imaginación puede pegarle al predial, a la redensificación y llevar a cabo una nueva serie de mecanismos para revaluar los bienes. Es un doble impuesto cuando el Gobierno tiene la obligación de servir a la población”, asegura Zárate Salgado.

 

jlcg

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS