El “Chino” quiere cetro del mundo

El medallista olímpico Misael Rodríguez pasa a las filas del profesionalismo para cumplir nuevas metas
Para el chihuahuense Misael Rodríguez, quien conquistó bronce en Río 2016, dejar el amateurismo fue difícil. FOTO: IVAN STEPHENS. EL UNIVERSAL
08/12/2016
00:38
Adriana Díaz Reyes
-A +A

[email protected]

Cuatro meses después de cerrar el telón de los Juegos Olímpicos y después de escuchar algunas ofertas, finalmente el medallista de bronce en Río de Janeiro Misael Rodríguez decidió emigrar al profesionalismo.

El púgil anunció ayer que firmó con la compañía Ringstar Sports, de Richard Schaefer.

El “Chino” deja el pugilismo amateur satisfecho con lo conseguido y con una nueva meta que alcanzar: un título mundial.

“Estoy emocionado de haber firmado con Ringstar Sports. Siempre he apreciado la forma en que Richard Schaefer ha desarrollado el talento de las estrellas en el boxeo. Cuando vino, escoger a mi promotor fue fácil. Sabía que es el lugar donde quería estar”, dijo el oriundo de Chihuahua.

En agosto pasado Misael rompió con la sequía de medallas olímpicas para nuestro país al conseguir el tercer puesto en la categoría de 75 kilogramos. La última presea que la disciplina logró en una justa veraniega antes de Río, fue la de Christian Bejarano en Sidney 2000.

“Después de tanto pensarlo tome una decisión complicada, pero también importante para mi futuro y para mi vida, decidí dar el salto al profesionalismo e ir en busca de otras metas, de otros sueños, de ser campeón del mundo y seguir brindándole alegrías a México. Muchas gracias por su apoyo vienen cosas más grandes aún para mi en el boxeo”, escribió el púgil en su cuenta de Facebook.

El 2016 ha sido un año redondo para Rodríguez, pues el próximo 20 de diciembre será galardonado con el Premio Nacional de Deportes en la Residencia Oficial de Los Pinos.

“Voy a mostrarle al mundo la pasión y cariño que tengo por el deporte que amo. Ser campeón del mundo siempre ha sido mi sueño desde niño, esa es mi primera meta como profesional”.

Schaefer se mostró satisfecho tras firmar a Misael, una “promesa joven con potencial de superestrella”,
al que buscarán conducir por el camino correcto.

“Es mentalmente fuerte, tiene grandes habilidades y espero que tenga una larga y exitosa carrera. Trataremos de ayudar a Misael y a su familia a lograr sus metas y espero que pueda hacerse de un gran nombre en este deporte”.

A los Juegos Olímpicos de Río de Janeiro asistieron seis boxeadores (Misael, Raúl Curiel, Joselito Velázquez, Juan Pablo Romero, Elías Emigdio y Lindolfo Delgado).

De ellos, sólo dos han anunciado su ingreso al boxeo de paga hasta el momento; Rodríguez y Joselito, que debutará en Cancún el próximo 17 de diciembre.

Ante la falta de ofertas que satisfagan sus expectativas económicas, Emigdio decidió permanecer un ciclo más en el amateurismo.

“No quiero irme al profesionalismo con un contrato que no me convenga, prefiero seguir en el Comité Olímpico y buscar el sueño de conseguir la medalla que no logré en Río de Janeiro”, dijo.

Para los púgiles que no han conseguido promotora existe la opción de participar en las Series Mundiales y la AIBA Pro Boxing, competencias que les ofrecen la posibilidad de obtener recursos económicos y medirse con mejores rivales.

“La verdad es que falta mucho apoyo en el boxeo amateur, no existe el fogueo y es por eso que los resultados no han sido los mejores. Espero que las nuevas generaciones tengan mayores facilidades para que aspiren a buenos resultados en Tokio”, comentó Joselito, quien se medirá a Eduardo Casimero, un rival que cuenta con ocho peleas profesionales, con un récord de cinco ganadas y tres perdidas. Con información de Notimex

Mantente al día con el boletín de El Universal