Exportación de crudo tiene año negro

Prevén ventas externas menores a 20 mil mdd; menor precio y caída en volumen, las causas

Cartera 27/11/2015 05:30 Noé Cruz Serrano Actualizada 13:43

[email protected]

México está en camino de registrar el peor año en materia de exportaciones petroleras desde 2004.

De acuerdo con información de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP) y de Petróleos Mexicanos (Pemex), al ritmo que han mostrado los ingresos por ventas externas de petróleo crudo en los primeros 10 meses del año, es posible que el monto de divisas generado en 2015 cierre abajo de 20 mil millones de dólares.

Es cifra resultaría menor a la que México registró en 2004, cuando se obtuvieron 21 mil 257 millones de dólares, y menos de la mitad del máximo histórico logrado en 2011, cuando el monto por exportaciones de petróleo alcanzó 49 mil 379 mdd.

Este resultado tiene que ver por la caída de los precios del petróleo y por un menor volumen de crudo embarcado hacia las regiones en donde México tiene presencia, es decir, América, Europa y Lejano Oriente.

El promedio de exportaciones en los primeros 10 meses no llega siquiera al millón de barriles diarios (990 mil barriles diarios en promedio), cuando en 2004 se vendían al exterior un millón 870 mil barriles por día.

En lo que va de 2015, de acuerdo con los reportes operativos de la Dirección Corporativa de Planeación, Coordinación y Desempeño de Pemex Exploración y Producción (PEP), la plataforma de exportación ha sido irregular cada mes, al moverse de un máximo un millón 304 mil barriles diarios en febrero a registros de un millón 34 mil barriles apenas al siguiente mes.

Incluso, PMI Comercio Internacional, que es el brazo comercializador de Pemex, ha tenido que recurrir al mecanismo de vender más volumen para compensar bajos precios.

En materia de precios, el valor de la mezcla del crudo nacional promedió 45.62 dólares por barril en el periodo enero-octubre, un precio ligeramente por arriba del observado en 2005, cuando se situó en 42.71 dólares.

El problema se agrava porque en los primeros 19 días de noviembre, el precio de la mezcla mexicana que se embarca a mercados internacionales está en su peor nivel del año, al promediar 35.52 dólares por barril, a diferencia de los 54.06 dólares que alcanzó en mayo (el máximo en 2015).

Esto significa que en seis meses, el crudo de exportación nacional perdió 34.2% de su valor.

Gran parte del problema tiene que ver, según los informes a los que EL UNIVERSAL tuvo acceso, con las dificultades para sostener ritmos de producción de petróleo crudo acordes con las necesidades del país y los compromisos adquiridos con anterioridad con clientes en el extranjero, fundamentalmente refinadores que operan en Estados Unidos.

En febrero de este año se llegaron a producir 2 millones 331 mil barriles diarios, soportados por activos como Cantarell, Ku-Maloob-Zaap, Abkatún, Bellota-Jujo, Samaría-Luna, Macuspana e incluso Aceite Tercario del Golfo (Chicontepec).

Para octubre, sin embargo, cada uno de estos yacimientos contribuye con un volumen menor, dada la declinación natural.

En Cantarell la producción se ha reducido 18.8% entre febrero y octubre; 1.3% en Ku-Maloob-Zaap; 1% en Abakatún; 1.9% en Bellota-Jujo; 2% en Samaria-Luna; 6.4% en Macuspana; y, 4.6% en Chicontepec.

Adicional al efecto de la declinación natural de los campos, las limitaciones y recortes presupuestales han provocado pérdida de dinamismo de la actividad de perforación en las regiones en donde opera Pemex.

Información de la empresa muestra que el número de equipos de perforación se redujo de 87 (máximo registrado en 2015) a 53 en octubre, afectando la Región Marina Noreste, la Marina Suroeste, Sur y Norte.

De esta forma, el número de pozos perforados y terminados, considerando los de exploración y de desarrollo, se redujo en el primer caso a partir de mayo cuando sumaron 33, a sólo 20 a dos meses de que concluya el año.

En el caso de los pozos terminados, la cifra disminuyó de 37 en abril a 19 al décimo mes del año.

Comentarios