Foto/IVAN STEPHENS. EL UNIVERSAL

Rosario Robles, del reclusorio Norte al Sur

08/08/2019
23:03
Juan Carlos Cortés
-A +A
No es la primera vez que Robles Berlanga acude a una visita al reclusorio; en el 2004, visitó a Carlos Ahumada en el reclusorio Norte, 15 años después acude al Reclusorio Sur a su propia audiencia

El día de hoy, la exsecretaria de Desarrollo Social (Sedesol), Rosario Robles Berlanga acudió al reclusorio citada por un juez de control, después que la Fiscalía General de la República (FGR) confirmará que es investigada por el cargo de “ejercicio indebido del servicio público”, derivado de la carpeta de investigación del caso conocido como la Estafa Maestra.

No es la primera vez que Robles Berlanga acude a una visita al reclusorio en medio de los reflectores. En el año 2004, la exfuncionaria visitó al empresario Carlos Ahumada, quien estuviera preso en el reclusorio Norte por el cargo de lavado de dinero y financiamiento de campañas con dinero irregular, según la extinta Procuraduría General de la República (PGR).

En aquella ocasión, como lo informó El Universal, la expresidenta del Partido de la Revolución Democrática (PRD) visitó a Carlos Ahumada por solicitud de Cecilia Gurza González, esposa del empresario, quien por petición del inculpado pidió que Robles Berlanga intercediera por él ante las autoridades locales.

El Gran Diario de México, en su edición del 2 de mayo del 2004, relata que Rosario Robles salió tres horas después de la visita indicando que sería la última vez que visitaría a Carlos Ahumada, ya que no quería “malentendidos de carácter político, y lo más conveniente es que cada quien esté en su ámbito”.

Cabe señalar que el abogado del empresario Carlos Ahumada fue Juan Collado, actualmente vinculado a proceso en el reclusorio Norte, acusado por la FGR por los delitos de delincuencia organizada y lavado de dinero mediante la creación de empresas fantasma constituidas en los estados de Querétaro y Nuevo León.

A quince años de esa visita, Rosario Robles vuelve a un reclusorio, acompañada por su hija Mariana Moguel y su equipo jurídico encabezados Julio Hernández Barros, para hacerle frente a los cargos que la FGR le imputa por desvíos de recursos por 5 mil 73 millones de pesos durante su gestión al frente de Sedesol y Sedatu. Nuevamente, bajo los reflectores, en medio de micrófonos, cámaras y periodistas.
 

Mantente al día con el boletín de El Universal

Comentarios