Ricardo Anaya: guerra sucia y ¿caída en picada?

Tantos y tan burdos ataques han logrado perfilar al candidato del Frente, ante indecisos, como el verdadero enemigo del actual sistema corrupto y como la opción para un castigo efectivo al PRI, algo que probablemente a él y a su equipo les hubiera sido imposible construir
El frentista aseguró que la guerra sucia en su contra “ya no va a parar” en los días que restan de la campaña presidencial, que concluye el próximo 27 de junio (ARCHIVO. EL UNIVERSAL)
12/06/2018
02:00
Alonso Cedeño
-A +A

A 19 días de la elección y a 4 de que el mundial termine de diluir el interés en las campañas políticas, el cuarto de guerra de @RicardoAnayaC tiene mucho para estar contento.
 

La semana pasada empezó bien para ellos con #AnayaEnLaIbero, un foro donde, además de interactuar con estudiantes, debería superar la dura aduana de una entrevista con el periodista Jorge Ramos. Los análisis resultantes del ejercicio nos dicen que el ejercicio fue muy favorable para el abanderado del #Frente. El foro resultó en varias tendencias nacionales. Durante la transmisión en vivo, el sentimiento de las interacciones se valoró mayoritariamente positivo; los videos captados en los que la gente le gritaba “Presidente, presidente” lograron varios millones de vistas. Al día siguiente, un evento donde varios liderazgos panistas “de cepa”, algunos que incluso acompañaron a Margarita Zavala durante su candidatura presidencial, se sumaron o refrendaron su adhesión al queretano.
 

Sin embargo, alguien decidió intentar “cortar la racha”, y el jueves 7 de junio la campaña negra en contra de @RicardoAnayaC se reactivó. El periodista @alvaro_delgado anunció: “A punto de estallar otro escándalo de corrupción que implica a @RicardoAnayaC”. De inmediato, la especulación se apoderó de la conversación en medios sociales: Ricardo Anaya se mencionó en 120 mil menciones.
 

Posteriormente se dio a conocer un video bajo la premisa #CasoAnaya; la grabación, subida a YouTube, revela imágenes y audios editados de tres supuestos encuentros entre una empresaria argentina y un hombre de negocios que se ha vinculado con el aspirante presidencial en señalamientos sobre compra venta de inmuebles, y donde se cuestiona el origen de los recursos. El dominio www.casoanaya.com fue comprado, registrado y alojado ese mismo día, y aunque la página realmente no es compleja, todo indica que estaba preparada con anticipación buscando subirla estratégicamente en la fecha y hora que algún estratega considerara más conveniente.
 

Pero de manera rápida y precisa a dicha filtración, Anaya respondió con otro video: https://www.youtube.com/watch?v=wzbik17wFVw&feature=youtu.be. “A usted, presidente Enrique Peña Nieto, lo responsabilizo de mi seguridad y la de mi familia. No me va a doblar”, dijo el aspirante horas después de la polémica. Anaya dijo que el contenido de las grabaciones es “totalmente falso” y que el ataque está dirigido para hacer daño a su candidatura. “Antier, en la Universidad Iberoamericana, dije con toda claridad que Enrique Peña Nieto es corrupto y repetí que cuando sea presidente me encargaré de que enfrente la justicia y que, de resultar culpable, vaya a la cárcel”. El frentista aseguró que la guerra sucia en su contra “ya no va a parar” en los días que restan de la campaña presidencial, que concluye el próximo 27 de junio.
 

#CasoAnaya fue mencionado en 457 mil ocasiones. El video del #CasoAnaya fue visto en Youtube en 788 mil 954 ocasiones; la respuesta de Anaya alcanzó más de 14 millones 160 mil 739 visualizaciones. Datos sin contar los cientos de miles de views en medios sociales para ambos lados. Una nueva victoria para el candidato del frente. En el análisis todo parece indicar que quienes quisieron “interrumpir” la inercia positiva con la que se perfilaba Anaya de cara al tercer debate realmente lograron lo contrario.
 

Bien dicen que la mejor defensa es el ataque, y el HT #AMLOYaPactó se mencionó en 180 mil ocasiones; #AMLOYaPactóConElPRI fue tendencia y alcanzó 131 mil menciones. Tendencias que se ubicaron como parte de la idea propagada desde el Frente, en la que afirman que Andrés Manuel @lopezobrador_ pactó con @EPN a cambio de protección legal o amnistía.
 

A propósito, el candidato de la coalición Juntos Haremos Historia dijo: “Yo no hago pactos en lo oscurito (…) Cada quien es responsable de sus actos; el que no quiera ver visiones que no salga de noche. Si están en malos pasos, sobre todo, si se metieron a hacer negocios, si están manchados de corrupción, pues en campaña sale todo”. La conversación se ha dividido entre quienes critican a Ricardo Anaya y entre quienes lo defienden. El propio aspirante @JoseAntonioMeadeK, normalmente mesurado, arremetió contra Anaya, calificándolo de “vulgar ladrón”.
 

El día de hoy, martes de 12 de junio, se llevará a cabo el tercer y último #DebateINE, en la ciudad de Mérida, Yucatán. Todo parece que será definitorio. La embestida del PRI, que algunos columnistas califican como estertores de agonía del dinosaurio, se perfila en los intentos de manipulación mediática, en la creación de encuestas, en mover láminas de Power Point de empresas que no pertenecen a ninguna de las asociaciones de encuestadores o empresas de estudios de opinión, en intentar perfilar al candidato del PRI como el vehículo para el voto útil anti López Obrador, pero en la arena digital nadie les cree. El atributo más difícil de robarse en esta elección es el antisistema. Tantos y tan burdos ataques han logrado perfilar a Ricardo Anaya, por lo menos en un sector fundamental para esta elección, como son quienes aún no definían su voto o su simpatía, como el verdadero enemigo del actual sistema corrupto, como la opción para un castigo efectivo al PRI, algo que probablemente a él y a su equipo le hubiera sido imposible construir. La opinión pública está generando su juicio. El adversario del sistema se llama Ricardo Anaya y es la opción para quienes no están convencidos al 100% por @lopezobrador_, pero, sobre todo, para quienes desean enviar un mensaje de rechazo al PRI y al presidente Peña Nieto.

 

Mantente al día con el boletín de El Universal