El turbulento 2016 de Aeroméxico y Andrés Conesa

Mario Maldonado

Andrés Conesa tuvo un año casi redondo en 2015: las acciones de Aeroméxico, la empresa que dirige, aumentaron 92% en la Bolsa Mexicana de Valores (BMV); su flujo operativo creció 42%, impulsado por la caída de los precios de la turbosina, y se convirtió en el primer mexicano en ocupar la presidencia de la Asociación Internacional de Transporte Aéreo (IATA).

Asimismo, Delta Airlines, su socia, anunció que buscaría aumentar hasta 49% su participación accionaria en la firma mexicana y fortalecería su alianza para combinar frecuencias, precios y mercadotecnia. Eran días de fiesta en Aeroméxico.

Pero apenas inició 2016 y el panorama se nubló para la aerolínea mexicana. En lo que va del año sus acciones acumulan una baja de 4% en la BMV y ha tenido que enfrentar coyunturas como el conflicto laboral con sus pilotos, el cual arrastra desde mayo.

Esta situación le ha causado cancelaciones y demoras en sus vuelos, lo que ha afectado a más de 2 mil viajeros, de acuerdo con la Profeco. En los primeros cinco meses del año, el tráfico de pasajeros de Aeroméxico creció apenas 0.2% y su participación de mercado en México cayó del 33.8% con el cerró el 2015 a 32.1%.

Por si fuera poco, la firma que dirige Andrés Conesa ha resentido los problemas económicos y sociales que enfrentan naciones sudamericanas como Venezuela, donde recientemente suspendió sus vuelos. En tanto, es una de las empresas mexicanas en riesgo por la salida del Reino Unido de la Unión Europea.

The Economist publicó la semana pasada que las aerolíneas que vuelan al Reino Unido (como Aeroméxico) podrían estar entre los mayores perdedores por el denominado ‘Brexit’.

A inicio de mayo pasado, la Comisión Federal de Competencia Económica (Cofece) aprobó la alianza propuesta por Aeroméxico y Detal Airlines en el 2015, pero condicionó a la mexicana a ceder ocho pares de slots (horarios de aterrizaje y despegue) en el Aeropuerto de la Ciudad de México y a eliminar la duplicidad de designaciones en rutas transfronterizas entre México y Estados Unidos.

Hace unas semanas, Conesa le dijo a los medios que las medidas impuestas por la Cofece eran innecesarias y las calificó de “algo único” que no se ha impuesto a otras alianzas de aerolíneas.

De acuerdo con analistas consultados, este escenario podría complicar la compra de acciones que propuso Delta Airlines en noviembre pasado para quedarse con el 49% de la aerolínea mexicana, controlada actualmente por Eduardo Tricio Haro, quien posee un 20.26 por ciento de los títulos, y por Banamex, con 16.28 por ciento.

Delta posee actualmente 4.1% de las acciones de Aeroméxico, con opción a adquirir un 8.1% adicional, mientras que el fondo de pensiones de la aerolínea estadounidense detenta otro 4.6%.

La oferta de Delta para aumentar a 49% su participación en Aeroméxico se fijo a un precio de 43.59 pesos por acción. Ayer, los títulos de la firma que dirige Andrés Conesa cerraron en 37.7 pesos.

En medio de este panorama turbulento, Aeroméxico enfrente la feroz competencia de Volaris y Vivaaerobús, principalmente en el mercado nacional.

Le contaba en la columna anterior que en mayo Aeroméxico perdió 3.2 puntos porcentuales en el mercado doméstico con respecto al mismo mes del año pasado, pues su volumen de pasajeros avanzó apenas 0.7%. En contraste, Vivaaerobús reportó un alza de 35.7% en su tráfico y aumentó 2.4 puntos porcentuales su participación, mientras que Volaris creció 30.5% su transporte de personas y subió 4.2 puntos su cuota de mercado.

La propia casa de bolsa de Banamex, Accival, ve a Volaris como la aerolínea favorita de Latinoamérica, debido a sus “sólidos márgenes, balance financiero y al mayor crecimiento de sus utilidades entre las emisoras el sector”.

Un análisis reciente de la correduría expuso que a diferencia de sus competidores Volaris, Interjet y Vivaaerobús, cuyas tarifas registran una contracción anual en reservaciones en línea, las de Aeroméxico aumentaron en ese mismo lapso, una tendencia contraria a la industria. Como colofón, los analistas anticipan que de mantenerse esta tendencia, Aeroméxico podría perder pronto el liderazgo en el mercado nacional.

Televisa lanza nueva plataforma. Grupo Televisa sigue buscando la forma captar al público que ve la televisión de paga y al que consume contenidos de video bajo demanda, aunque según el Instituto Federal de Telecomunicaciones son dos audiencias muy diferentes. Ayer lanzó un nuevo servicio llamado Izzi TV, el cual ofrece en una sola plataforma televisión en vivo, programación bajo demanda y la aplicación ‘Izzi go’, que combina los servicios de Izzi y Blim. Ya veremos cómo le va.

Twitter: @MarioMal

Correo: [email protected]

TEMAS RELACIONADOS
Guardando favorito...

Comentarios