Relevancia del turismo doméstico

Enrique de la Madrid

En la mayoría de los países, el turismo doméstico es el más representativo y el que tiene una mayor incidencia en la actividad económica

El turismo en México está pasando por su mejor momento y se constituye como uno de los principales motores económicos que tiene el país, por su capacidad de generar ingresos, empleo y desarrollo regional.

Desde 2014, México se encuentra entre los 10 destinos más visitados a nivel mundial y el año pasado nuestro país recibió una cifra récord de 32.1 millones de turistas internacionales, que generaron también un máximo histórico de captación de divisas superiores a los 17 mil 500 millones de dólares.

Estas cifras son sumamente relevantes, sin embargo no podemos dejar de lado al turismo nacional, el cual representa poco más del 80% del consumo turístico que se genera en México y es el principal responsable de los altos niveles de ocupación hotelera que se han registrado en el país en estos últimos años.

En la mayoría de los países, el turismo doméstico es el más representativo y el que tiene una mayor incidencia en la actividad económica. El Consejo Mundial de Viajes y Turismo, (WTTC, por sus siglas en inglés), estimó que 72.5% de la contribución al PIB Turístico mundial fue realizada por gasto del turismo doméstico en 2014.

En México, son los viajeros nacionales quienes aportan en su mayoría al PIB turístico, particularmente por el gran volumen que representan. En 2014, casi 442 millones de viajeros recorrieron el país, de los cuales 360.8 millones fueron nacionales y 81 millones extranjeros. De los viajeros nacionales, 204.9 millones fueron turistas, es decir que pernoctaron fuera de su lugar de residencia.

El resto de los viajeros nacionales se definen como excursionistas, pues no pasaron la noche fuera de sus hogares. Si bien a los excursionistas no se les contabiliza como turistas, son responsables de una gran parte de la derrama económica vinculada con la actividad turística en el país. Los excursionistas son los viajeros de ida y vuelta, los que van a comer, a disfrutar de un evento fuera de su localidad o a pasar un día de campo en familia.

De los 204.9 millones de turistas nacionales que se contabilizaron en 2014, 80.7 millones se hospedaron en hotel y 124.2 millones eligieron algún tipo de oferta extra hotelera, es decir, durmieron en casas de familiares, segunda vivienda, o eligieron rentar una propiedad.

De acuerdo con el Inegi, el turismo interno generó un consumo de 1 billón 847 millones de pesos, mientras que el consumo asociado con los turistas internacionales fue de 255 mil millones de pesos. Esto significa que casi 88% del consumo turístico que se realiza en México proviene de los nacionales.

Si bien una gran cantidad de viajeros nacionales recorre el país, la Encuesta Nacional de Gasto Turístico de los Hogares en México encontró que el 40% de los hogares en México no tienen la oportunidad de viajar y disfrutar de su propio país.

Hay una restricción económica, por supuesto, que limita las oportunidades de ocio y recreación a través del turismo. No obstante también hay otras limitaciones relacionadas con falta de tiempo, la estructura de los periodos vacacionales o la falta de una oferta.

Por ello, derivado de la instrucción del presidente Peña Nieto, uno de los principales proyectos que se impulsará los próximos años es precisamente una estrategia nacional para que todos puedan tener acceso a mejores condiciones para viajar por el país y disfrutarlo.

Para nuestro país, detonar el turismo nacional constituye una de las principales oportunidades que tenemos para fortalecer nuestra economía y explotar la derrama que conlleva esta actividad.

Secretario de Turismo

@edelamadrid

[email protected]

TEMAS RELACIONADOS
Guardando favorito...

Comentarios