Se encuentra usted aquí

Disfrutar el deporte en edad avanzada

La edad “ideal” para sobresalir, para ganar eventos, medallas y grandes premios, y se nos olvida que la edad “ideal” es la que estamos viviendo hoy. No importa qué edad tenemos, no ayer, no mañana... Hoy
22/10/2018
03:19
-A +A

Muchas veces pensamos que el deporte es para todas y todos aquellos que tienen la edad “ideal” para sobresalir, para ganar eventos, medallas y grandes premios, y se nos olvida que la edad “ideal” es la que estamos viviendo hoy. No importa qué edad tenemos, no ayer, no mañana... Hoy.

Muchos deportistas de élite paran, se retiran, ya no juegan, prefieren recordar en vez de vivir la emoción de seguir practicando y compitiendo. Otros que no fueron de élite inician sus actividades a edad avanzada y confirman que el ejercicio y cualquier actividad fÍsica que realizan, añadiendo el factor competencia, otorga beneficios: les protege de un envejecimiento precoz y les ofrece una buena salud, tanto física como mental, energía y buen tono muscular.

Por lo regular, casi todos los deportistas que realizan actividad física consistente son autosuficientes durante más años. Es por eso que observamos a muchos deportistas de edad avanzada hacer ejercicio, ya sea corriendo, jugando futbol, o practicando cualquier otro deporte.

He visto tenistas de 85 años de edad, y aún mayores, compitiendo en torneos nacionales e internacionales, luchando como si estuvieran jugando la final de Wimbledon, corriendo a cada pelota y luchando por lograr el triunfo. Esto es motivante para la gente joven y les puedo asegurar que la gente de edad que practica, que se cuida, que sabe qué alimentos ingerir y que dedica su tiempo a entrenar y mejorar, son un ejemplo a seguir. Quizá la velocidad, la fuerza y la destreza no sean las mismas que cuando tenían 25 años, pero les puedo asegurar que su mente es muchísimo más joven de lo que su acta de nacimiento dice y su apariencia física es mejor de los que no practican deporte.

Recuerdo a un notable orador motivacional que, en alguna ocasión, comentó que no importaba hacer ejercicio, ni ir al gimnasio, ni comer lechuguita y proteínas, ni entrenar, ya que de todas maneras nos íbamos a morir. Sólo que se le olvidó mencionar que existe la calidad de vida, que es mejor para los que hacen ejercicio. Notable orador: disfruté tu conferencia, pero no estuve nunca ni cerca de creerte.

Con estas líneas quiero exhortar a todos aquellos amigos atletas “jóvenes”, pero de avanzada edad, a que superemos adversidades y que se integren a  practicar el deporte que más les guste, que dejen el sillón de la televisión y se pongan a hacer deporte, que compitan, que se integren a grupos que gustan de hacer del deporte una realidad y que no esperen a que las instituciones del deporte les ayuden... Ayúdense ustedes mismos a tener calidad de vida y a divertirse, y les aseguro que se sentirán mejor.