Inversionistas, atentos a decisión de política monetaria de Banxico

Mercado prevé que banco central deje en 7.75% tasa de interés; esperan que minuta de la decisión tenga tono de cautela hacia delante

Cartera 02/08/2018 01:27 Rubén Migueles Actualizada 01:27

[email protected]

Luego de que la Reserva Federal mantuviera ayer su tasa de referencia, tal y como esperaba el conceso de los especialistas financieros, este jueves toca el turno al Banco de México para dar a conocer su decisión de política monetaria, la primera después de la elecciones de julio.

En opinión de especialistas, el ambiente postelectoral ha sido más constructivo, por lo que es posible que la Junta de Gobierno prefiera dejar sin cambio la tasa de referencia, que está en 7.75%. Sin embargo, es probable que el comunicado mantenga un tono restrictivo (hawkish), cauteloso de los riesgos hacia delante.

El mercado de futuros descuenta un alza de 25 puntos base con una probabilidad de 22%, mientras que solamente dos de los 24 analistas encuestados por CitiBanamex también esperan un movimiento en esta dirección.

En este contexto, los especialistas de Banorte evalúan tres factores que ha mencionado Banxico para estar atento en su toma de decisiones. Algunos son la inflación y el tipo de cambio.

Si bien la inflación ha repuntado de 4.4% en la segunda quincena de abril a 4.85% en los primeros 15 días de julio, los analistas esperan que la inflación se mantendrá en niveles por encima de 4.5% en los siguientes meses, explicado en parte por el incremento en los precios internacionales de la gasolina. En lo que se refiere al tipo de cambio, el peso mexicano se ha venido apreciando desde mediados de junio a la fecha.

Por otra parte, los analistas de Banorte afirman que desde que inició la normalización de la política monetaria en EU, el Banco de México ha seguido al Fed en cada una de las alzas de tasas.

No obstante, en este periodo, el instituto central de Estados Unidos ha aumentado su tasa en 175 puntos base, mientras el banco mexicano lo ha hecho en 475 puntos base, lo que le da espacio para adoptar una postura de cautela.

Finalmente, los resultados preliminares del PIB del segundo trimestre apuntan a una desaceleración, con un decremento de 0.1% trimestral, por lo que no se ve necesario un alza de tasas.

Los analistas de Banorte estiman que la Junta de Gobierno puede llevar a cabo otra alza de tasas en el año. Esto se materializaría si se observa una mayor volatilidad en el tipo de cambio peso-dólar, o que la inflación no ceda como se espera.

Adicionalmente, la probabilidad de un alza se puede incrementar más si la nueva administración del gobierno federal propone al Congreso un presupuesto que implique mayor déficit.

En EU estarán atentos a las solicitudes por desempleo, que se espera lleguen a 220 mil.

Comentarios