“A 50 días de gobierno el saldo es negativo”

“A 50 días de gobierno el saldo es negativo”
Gustavo de Hoyos, líder de la Coparmex (izq.), criticó al gobierno federal por la cancelación del aeropuerto y la ley contra la compensación de impuestos. Foto: IRVIN OLIVARES. EL UNIVERSAL
Cartera 19/01/2019 04:29 Ivette Saldaña Actualizada 04:44
Guardando favorito...

[email protected]

Los primeros 50 días de gobierno de la nueva administración dejan a México resultados adversos, afirmó el presidente de la Confederación Patronal de la República Mexicana (Coparmex), Gustavo de Hoyos.

“Mañana [hoy sábado] se cumplen 50 días de que el Presidente [Andrés Manuel López Obrador] asumió la responsabilidad, y el saldo es claramente negativo, hemos visto varias decisiones notoriamente adversas a los intereses del sector privado”, dijo en la conferencia de prensa en la que se presentó a Carlos Salazar Lomelín como nuevo presidente del Consejo Coordinador Empresarial (CCE).

Destacó los casos de la cancelación del aeropuerto de Texcoco, la desaparición de ProMéxico y del Instituto Nacional del Emprendedor, la “ley gandalla” que canceló la compensación universal de impuestos, y se consolidó la decisión de tener un fiscal carnal.

Desde temprano, el líder del sindicato patronal tuvo un papel protagónico, porque una hora antes de que se anunciara oficialmente el triunfo de Salazar Lomelín, De Hoyos lo felicitó —a través de un tuit— por convertirse en el próximo presidente del CCE.

Más tarde, durante la conferencia, De Hoyos afirmó que “no son buenas señales a 50 días de la administración. Desde la Coparmex haremos un llamado para que en los próximos 50 días encontremos una buena señal a favor del sector privado”.

Agregó que el único hecho favorable es la decisión del nuevo gobierno de aumentar el salario mínimo.

En ese espacio, el líder de la Coparmex también se refirió a la designación del primer Fiscal General de la República, en cuanto a que los tres candidatos al cargo eran “muy cercanos al presidente [de la República]”, lo que en distintos regímenes ha significado que haya persecuciones a petición, perdones “graciosos” e impunidad para políticos.

Agregó que “debe haber independencia en los hechos, pero también en la ley, porque las instituciones tienen que estar construidas y fundamentadas en la ley, en un país donde ha costado tanto lograrlo”.

Guardando favorito...

Noticias según tus intereses

Comentarios