¿Es buena idea comprar un auto por leasing?

Si tienes en mente comprar un auto nuevo, considera que hay distintas formas de financiamiento para conseguirlo. Aquí te contamos cuáles son las ventajas, desventajas y el proceso para comprar un coche por leasing

autos
Descubre si el leasing es la opción más viable para conseguir un auto nuevo a menor precio / Foto: Unsplash
Autopistas 24/09/2020 09:06 Paola Monterrubio CDMX Actualizada 09:06

La compra de un auto trae consigo un gasto considerable para tu bolsillo, así que debes evaluar cuál es el financiamiento adecuado para tus posibilidades económicas.

La Comisión Nacional para la Protección y Defensa de los Usuarios de Servicios Financieros (Condusef) recomienda que para adquirir un auto fijes un presupuesto según tu capacidad de pago. De igual manera, es ideal que calcules los costos por mantenimiento, gasolina, seguros, placas, verificación y tenencia.

Con estos gastos en mente, es posible que consideres otras alternativas de adquisición además de un crédito automotriz. Aquí te decimos tanto las ventajas como las desventajas del leasing y si es buena idea comprar un coche en esta modalidad.

Leer más: Cuándo comprar un auto por crédito o por leasing

autos_leasing.jpg (Foto: Unsplash)

De acuerdo con la agencia Kavak, el leasing o arrendamiento puro es un tipo de contrato que te permite el uso de un auto mientras pagues una cuota mensual por un plazo determinado. A través de este modelo, el arrendador conserva la propiedad del carro durante un periodo y el arrendatario desembolsa una cantidad menor en comparación con un crédito.

Al término del contrato, el arrendatario puede devolver el coche, renovar el acuerdo por el mismo auto o por uno nuevo, e incluso comprarlo si la experiencia al volante fue satisfactoria.

Estas posibilidades dependerán del tipo de leasing pactado en el contrato: cerrado o abierto. El comparador de seguros Rastreator explica que el leasing cerrado te obliga a devolver el carro cuando el convenio termina, mientras que el leasing abierto te compromete a adquirirlo por un precio previamente estipulado.

Ante estos escenarios, la Oficina para la Protección Financiera del Consumidor de los Estados Unidos sugiere que negocies una opción de compra en un leasing cerrado.

Entre las ventajas de esta modalidad, la financiera Bepensa destaca que genera mensualidades más baratas y un enganche mínimo o inexistente. Esta alternativa también es ideal para quienes les gusta estrenar modelos recientes constantemente, ya que los contratos duran de dos a cuatro años y podrías renovarlos por un coche nuevo.

Leer más: Selecciona el mejor leasing

Por su parte, la arrendadora automotriz Nexu señala que el leasing es 100 por ciento deducible de impuestos para las pymes y las grandes empresas. En el caso de las personas físicas, es posible deducir impuestos pero en un menor porcentaje.

Sin embargo, todo tiene un lado negativo. De acuerdo con la Oficina para la Protección Financiera del Consumidor, la mayoría de los acuerdos de leasing contienen restricciones en el kilometraje. Si excedes el límite establecido o el carro se desgasta de más, te harás acreedor de una sanción monetaria al final del contrato. Por ello, si haces viajes largos con frecuencia, tal vez el leasing no sea la mejor elección.

De igual modo, no puedes devolver el auto antes del tiempo determinado porque te harán cargos por cancelación anticipada.

Kavak añade que no está permitido que realices modificaciones físicas al coche mientras el contrato esté vigente. Considera que los gastos por el seguro y el mantenimiento correrán por tu cuenta.

Leer más: Cómo mantener tu auto nuevo en buenas condiciones por más tiempo

llaves.jpg
Foto: Pexels

Si deseas comprar el carro cuando finalice el contrato, entonces tendrás que pagar el valor residual. La empresa de arrendamiento LeaseMD indica que este concepto se refiere al valor del auto cuando termina el financiamiento. Por lo general, se pacta al comienzo del mismo y se establece mediante la posible depreciación del modelo con el paso de los años.

La Organización Estadounidense para las Personas Retiradas (AARP por sus siglas en inglés) recomienda que compares el valor residual con el resto de las ofertas en el mercado antes de tomar una decisión. Si el valor residual es menor, cuidaste bien el auto y aún tiene un bajo kilometraje, es un buen trato para ti.

Recuerda que la forma de financiamiento que elijas para adquirir una unidad depende de tu situación económica y de los planes que tengas para tu coche a futuro.

Temas Relacionados
Leasing autos arrendamiento

Comentarios