20 | ENE | 2020
Imágenes de televisión mostraron monjas saliendo apresuradamente de su iglesia hacia la plaza principal en Norcia (AP)

"Todo se desplomó": alcalde en Italia

30/10/2016
06:56
AP
ROMA
-A +A
El terremoto con magnitud preliminar de 6.1 provocó daños materiales; la samana pasada se registraron varios movimientos telúricos en el país

Un poderoso terremoto con magnitud preliminar de 6.1 sacudió el domingo el centro y sur de Italia, que fue dañado por un terremoto en agosto y un par de réplicas la semana pasada, desmoronando edificios que ya estaban dañados por sismo después de una semana de movimientos telúricos que han dejado a miles de personas sin vivienda.

No reportes inmediatos de personas muertas o heridas. Los residentes, ya nerviosos por un constante estremecimiento del suelo, corrieron hacia plazas y calles tras ser sacados de su cama por el movimiento telúrico ocurrido a las 7:40 de la mañana.

Mucha gente había estado durmiendo en automóviles o había sido trasladada a albergues u hoteles en otras áreas después un par de sacudidas fuertes registradas el miércoles.

Imágenes de televisión mostraron monjas saliendo apresuradamente de su iglesia hacia la plaza principal en Norcia mientras la torre del edificio parecía estar a punto de caer.

El alcalde de Ussita dijo que una enorme nube de polvo salió de edificios que se desmoronaban.

"¡Es un desastre, un desastre!", dijo el alcalde Marco Rinaldi a la agencia de noticias ANSA. "Yo estaba durmiendo en el auto y vi el infierno".

Otra ciudad fuertemente golpeada, Castelsantangelo sul Nera, también sufrió nuevo daño. En Arquata del Tronto, que fue devastada por el terremoto del 24 de agosto que mató casi 300 personas, el alcalde Aleandro Petrucci dijo, "No quedan poblados".

"Todo se desplomó", señaló.

El sismo fue sentido en toda la península italiana, con reportes de sitios tan lejanos al norte como Bolzano y al sur como Bari. Residentes salieron corriendo a las calles en Roma, donde edificios de apartamentos se bambolearon durante un tiempo prolongado.

El director de la autoridad de protección civil en la región de March, Cesare Spuri, dijo que hay reportes de edificios colapsados en muchas ciudades.

"Estamos tratando de conocer si hay gente bajo los escombros", señaló Spuri.

En Norcia, las monjas se arrodillaron para orar y un bombero pidió a un sacerdote que ayudara a mantener la calma entre decenas de residentes reunidos ahí, incluyendo algunos en sillas de ruedas.

La iglesia, que soportó el terremoto de agosto y las réplicas de la semana pasada, seguía de pie, pero imágenes de televisión mostraban que se habían acumulado montículos de piedra en la parte baja de un muro. Una piedra fue arrojada a metros de distancia a la plaza, ilustrando la fuerza del movimiento telúrico.

"Tenemos que mantener a la gente en calma. La oración puede ayudar. No quiero que la gente vaya a buscar a familiares", pidió el bombero mientras era grabado por cámaras del canal de televisión SKY TG24.

El Centro Sismológico Europeo-Mediterráneo indicó que el terremoto tuvo una magnitud de 6,6 o 6,5 con epicentro a 132 kilómetros al noreste de Roma y 67 kilómetros al este de Perugia, cerca del epicentro de los sismos de la semana pasada. El Servicio Geológico de Estados Unidos reportó una magnitud de 6,6.

El Centro Alemán de Investigación para Geociencias indicó una magnitud de 6,5 y dijo que el sismo tuvo una profundidad de 10 km, un terremoto con relativa poca profundidad cerca de la superficie, lo cual es la norma en la región de los Apeninos, propensa a los sismos.

lsm

Mantente al día con el boletín de El Universal

Comentarios