Suscríbete

EU: cambio en Cuba relajaría embargo

Obama se reúne con Castro; aboga por derechos humanos. Presidente cubano exige acción contundente contra el bloqueo

El presidente de Estados Unidos, Barack Obama (der.), estrecha la mano de su homólogo de Cuba, Raúl Castro, en la sede de la ONU, en Nueva York (ANTHONY BEHAR. XINHUA)
Mundo 30/09/2015 01:40 Agencias Actualizada 01:40

Naciones Unidas.— El presidente de Estados Unidos, Barack Obama, dijo ayer a su homólogo de Cuba, Raúl Castro, que las “reformas continuas” en ese país “aumentarían el impacto” de los cambios adoptados por su gobierno para relajar el embargo económico hacia la isla, según la Casa Blanca. Por su parte, Castro dijo que una actuación más contundente por parte de EU contra el bloqueo permitiría mayores avances con miras a la normalización de relaciones bilaterales.

Durante la reunión que ambos mantuvieron en la sede de la ONU, Obama reiteró también a Castro el “apoyo” de EU a los derechos humanos en Cuba, detalló la Casa Blanca en un comunicado.

En ese sentido, el portavoz de la Casa Blanca, Josh Earnest, comentó a los periodistas en el avión de regreso a Washington que Obama “reafirmó” ante Castro su “compromiso” con lograr que el gobierno cubano “haga un mejor trabajo” en la protección de los derechos humanos de sus ciudadanos. Además, el mandatario de EU instó a Castro a llevar a Cuba “en una dirección positiva”, según Earnest.

La Casa Blanca indicó en el comunicado que la reunión estuvo centrada en hablar de los “últimos avances” en el proceso de normalización de las relaciones, así como en las “medidas adicionales” que pueden tomar los dos gobiernos para “profundizar la cooperación”. El de ayer fue el segundo encuentro entre ambos líderes desde el anuncio, hace nueve meses, de un proceso de normalización de las relaciones bilaterales y el primero desde la reapertura de las embajadas en Washington y La Habana, en julio.

Obama destacó ante Castro los recientes “cambios normativos” anunciados por su gobierno y que “permitirán a más estadounidenses viajar y hacer negocios con Cuba”, además de “ayudar a mejorar las vidas del pueblo cubano”.

Tras el encuentro, el canciller cubano, Bruno Rodríguez, explicó en una conferencia de prensa que Castro pidió a Obama que utilice sus facultades ejecutivas para debilitar el embargo contra la isla si quiere seguir avanzando en el proceso de normalización de las relaciones bilaterales. Rodríguez argumentó que, hasta ahora, las acciones de Obama en ese ámbito “no tocan ningún hecho significativo de la aplicación del bloqueo contra Cuba” y su alcance y profundidad han sido “limitadísimas”.

El canciller recordó que para la isla la devolución de los territorios donde se encuentra la base estadounidense de Guantánamo es un “elemento de alta prioridad”. Pese a las diferencias, Rodríguez citó “múltiples áreas de diálogo y de cooperación”, como el medio ambiente y la lucha contra el narcotráfico. Rodríguez señaló también que Cuba volverá a presentar ante la ONU el 27 de octubre una resolución para condenar el embargo. En su votación, por primera vez, EU se abstendrá, según medios. El senador y precandidato republicano a la presidencia de EU, Marco Rubio, llamó a Obama a no votar contra el embargo. 

Temas Relacionados
Embargo cuba EU Barack Obama raul castro

Comentarios