Suscríbete

Zona Rosa se inunda de baches

Metrópoli 10/11/2016 01:06 Sandra Hernández Actualizada 22:48
Guardando favorito...

Intersección de Nápoles y Londres, entre los puntos más afectados; las raíces de los árboles destruyen las banquetas; son intransitables

[email protected]

Mientras la calle Hamburgo, en la colonia Juárez, delegación Cuauhtémoc, está en proceso de repavimentación, otras arterias aledañas como Londres, Havre y Nápoles continúan con afectaciones en su carpeta asfáltica, lo que perjudica a los automovilistas que transitan por la zona.

La intersección de las calles Nápoles y Londres es uno de los puntos más afectados, pues el suelo muestra grietas y hoyos, en los que los conductores caen regularmente. La gente busca la forma de esquivarlos, se detienen constantemente y provocan tráfico.

“Son pequeños baches, no provocan tanto daño. Pero el punto no es qué tanto dañan o no causan, el punto es que el asfalto esté totalmente liso y no haya ningún problema para ninguna persona”, dijo Eduardo de 42 años, a bordo de una camioneta.

Relató que vive en la calle Dinamarca y siempre circula por Nápoles para incorporarse a Insurgentes, por lo que tiene identificados todos los hoyos. Cuando sale a bordo de su vehículo sabe cómo esquivarlos.

“Tengo un año viviendo aquí y me sé de memoria dónde están los bachecitos. Hasta el momento, mi coche no ha tenido ningún problema pero no debería estar así”, dijo.

En la calle Londres, en un tramo de 10 metros se contabilizaron, al menos, cuatro hoyos que tuvieron que sortear los conductores. Aunque los baches no son tan profundos, los usuarios de la vía aseguran que eso basta para dañar las suspensiones de sus coches.

“Están pequeños, pero cuando circulas por todas las calles de la colonia sí nos llegan a afectar. Hace un mes, caí en uno hoyo de Londres y tuve problemas con mi suspensión, además no se notan las señalizaciones en el suelo”, comentó Albero Herrera, quien labora por la zona y todos los días circula por esta vialidad.

Otro punto es la calle Liverpool, a la altura de Havre, donde el asfalto comienza a desprenderse formando una zanja de unos ocho metros de largo.

“La Comisión Federal de Electricidad destruyó todo, vino, abrió el suelo y dizque compuso lo que había abierto, pero el asfalto que pusieron no sirve, las calles comienzan a agrietarse, cada vez hay más hoyos”, dijo Mariana Sandoval, quien habita en Niza.

Más adelante, en la calle Liverpool se detectó una hendidura en la carpeta asfáltica de unos 50 centímetros de largo. Una situación similar se visualiza en Havre, donde los parches de asfalto comienzan a levantarse. Y las raíces de los árboles empiezan a salir destruyendo las banquetas.

Mientras tanto, en Havre, barreras de plástico confinan un área de unos 20 metros donde la CFE lleva a cabo trabajos de mejoramiento de instalaciones eléctricas.

Avanza Hamburgo. La delegación Cuautémoc cerró la circulación de la calle Hamburgo en el tramo de Dinamarca a Insurgentes por los trabajos de repavimentación. Durante la mañana de ayer, los trabajadores de la delegación removieron el asfalto desgastado a lo largo del tramo que mide 176 metros hacia la zona de Insurgentes.

De acuerdo con el personal, los trabajos de remoción continuarán durante la tarde hoy y mañana se procederá con el asfaltado de la arteria.

Guardando favorito...

Comentarios