Suscríbete

“Cerebro” de fuga se casó con su abogada

Agustín Miranda mantenía bajo perfil en reclusorio; se desconoce ubicación de la litigante Irma Porras

Agustín Miranda y su abogada Irma Porras se casaron en una boda colectiva el el 26 de junio de 2015, atestiguada por autoridades capitalinas de primer nivel (FOTO TOMADA DE FACEBOOK)
Metrópoli 03/06/2016 01:13 David Fuentes Actualizada 01:13

[email protected]

Agustín Miranda Orozco fue el cerebro detrás de la fuga en el Reclusorio Oriente. Desde que regresó de un penal federal, en 2011, su estancia fue de bajo perfil, nunca se metía en problemas con nadie, seleccionaba a sus amistades con quienes empezó a extorsionar y secuestrar desde prisión; además, debido a su facilidad de palabra se empezó a relacionar sentimentalmente con su abogada, Irma Porras, con quien contrajo matrimonio el 26 de junio del año pasado en el Diamante.

Miranda Orozco, quien en 2003 intentó escaparse a sangre y fuego del mismo penal, utilizó los recursos económicos de Roberto Sánchez Miranda El Fugas, mientras él —con la aparente complicidad y asesoramiento de su abogada y esposa— dio los detalles para planear la huida, tales como coordinar las audiencias y tener tiempo para acordar “cosas” en los pasillos.

También pudo explicarle los pormenores de dónde escapar, cómo evadir el punto de control a la salida del juzgado y, lo más importante, a quiénes pagarles para tener el camino casi listo para el día y la hora pactada. Esta información es parte de un documento interno del Sistema Penitenciario capitalino que con base en el perfil de cada interno ha permitido averiguar quién pudo organizar todo y gracias a esto, por dónde empezar la recaptura.

Durante su estancia en el Diamante, se cree que pudo orquestar por lo menos 10 extorsiones y se investigan dos secuestros que habría coordinado desde el penal; todo esto lo hacía gracias a que en sus visitas recibía teléfonos celulares, chips y hojas de la Sección Amarilla de donde obtenía los números de sus víctimas.

Amantes del Círculo Polar Ártico. Durante su estancia en el Diamante, Agustín conoció por un amigo en común a la abogada Irma Porras; siete meses después se decían enamorados y listos para casarse, acto que celebraron el viernes 26 de junio pasado en una boda colectiva atestiguada por autoridades capitalinas de primer nivel y que además contó con arreglos florales, bocadillos y música, todo a cargo del Sistema Penitenciario capitalino.

Según el boletín de la dependencia de gobierno, en esa fecha se celebraron 62 bodas en el Centro Femenil de Reinserción Social de Santa Martha y en el Módulo de Alta Seguridad Diamante, como parte de la Campaña de Matrimonios, Registros y Reconocimientos 2015; del total, 49 bodas se realizaron en el Centro Femenil y 13 en el Módulo de Alta Seguridad Diamante, ubicado dentro del Centro Varonil de Reinserción Social en Santa Martha Acatitla.

Desde entonces la situación cambió para la pareja. Las visitas conyugales se cumplían religiosamente y los honorarios no eran impedimento para que la abogada intentara, con amparos, reducir la condena de su marido y promover otros beneficios al interior del penal. En su perfil de Facebook, Porras posteó el 21 de junio del año pasado, cuatro días antes casarse, la canción “Tú me cambiaste la vida” con la frase; “Para ti Agustín con mucho amor… TKM”.

Las líneas de investigación apuntan también a la litigante; sin embargo, se desconoce su ubicación y tampoco se ha comprobado si participó en la fuga, aunque según registros del Sistema Penitenciario, ella fue la última persona con la que Agustín tuvo contacto, dos días antes del escape.

Temas Relacionados
Fuga de reos

Comentarios