Suscríbete

CDMX y Guadalajara presionan por aumento a salario mínimo

Miguel Ángel Mancera y el edil Enrique Alfaro firman acuerdo que se dirigirá al Gobierno Federal para que este mismo año el mini salario –el cual consta de 73.04 pesos diarios–, aumente 16 pesos

Metrópoli 28/04/2016 16:56 Sandra Hernández Actualizada 16:56
Guardando favorito...

El jefe de Gobierno de la Ciudad de México, Miguel Ángel Mancera y el alcalde de Guadalajara, Enrique Alfaro firmaron una declaratoria para llamar la atención del Gobierno Federal con el objetivo de que aumente el salario mínimo.

Reunidos en el Congreso del Estado de Jalisco, ambos funcionarios signaron un acuerdo para que el mini salario –el cual consta de 73.04 pesos diarios– aumente 16 pesos, con lo que los trabajadores podrán adquirir productos de la canasta básica alimentaria. Afirmaron que los gobiernos locales están listos para apoyar la “nueva era de recuperación salarial”, la cual debería comenzar este mismo año.

“Queremos llamar la atención del Gobierno Federal y de las autoridades laborales para que, por mandato constitucional y usando las atribuciones que la ley les confiere, pongamos en marcha-cuánto antes- una nueva estrategia para la política salarial”.

“Consideramos que el primer paso comienza entre los que menos ganan, con un aumento en el salario mínimo que permita la adquisición de la canasta alimentaria. Este aumento ronda los 16 pesos diarios, una cifra modesta, pero sus efectos materiales, económicos y en el ánimo de millones serían inmediatos. Tras ese primer aumento –posible y practicable en este mismo año- se debería construir una ruta, con medidas adicionales, con el objetivo de que en el mediano plazo todos los trabajadores mexicanos puedan gozar de la vida digna a la que tienen derecho”.

Afirmaron que México atraviesa un momento económico difícil, lo que agudiza el mal humor social, irritación y descontento.

El bajo mini salario, sostuvieron, perjudica la economía en su conjunto porque estrechan el consumo y la demanda, y limitan la dinámica del mercado interno.

“Resulta inaceptable que para millones de mexicanos el trabajo formal, lejos de constituir una vía para su dignidad, su prosperidad y su desarrollo, se haya convertido en un factor que perpetúa su empobrecimiento”.

La solución, concluyeron, es el aumento al salario mínimo pues es una medida política y económicamente justa y buena.

“Es un mensaje de cohesión social, de solidaridad y de unión de todos los mexicanos. Un mensaje que podría anunciar un nuevo curso para nuestras ciudades y para toda la nación.

 

ahd

Guardando favorito...

Comentarios

 
Recomendamos