Vientos ‘desinflan’ Festival Internacional del Globo

En este tipo de eventos estamos sujetos a las condiciones del clima: organizador; Se molestan asistentes porque no les reembolsaron los 75 pesos del boleto

Después de más de dos horas de espera, el globo que promociona la Feria Estatal de León pudo ser inflado y se elevó; sin embargo, 99% de las esferas se quedaron en tierra debido a que las rachas de viento fueron desfavorables. (FOTO: GUSTAVO DURÁN. NTX)
Estados 20/11/2016 01:25 Xóchitl Álvarez / Corresponsal León Actualizada 07:34

En el segundo día del Festival Internacional del Globo (FIG), miles de personas se quedaron con las ganas de ver volar los 200 inflables que fueron preparados para la ocasión debido a que las rachas de viento fueron desfavorables para la altura.

Minutos antes de las 6:00 de la mañana de ayer, grupos de jóvenes y familias completas, así como visitantes foráneos se concentraron en la zona de despegue del Parque Metropolitano de León con el ánimo de disfrutar del espectáculo.

Organizadores y pilotos esperaron por más de dos horas a que mejorara el clima y con altavoces comunicaban que los fuertes vientos dificultaban las maniobras. Protección Civil municipal advirtió de la presencia de vientos de 10 a 25 kilómetros por hora y sobre los riesgos que implicaba el clima adverso para esta actividad.

En varias ocasiones intentaron inflar decenas de globos aerostáticos ante el público que estaba atento a los preparativos; sin embargo, cada intento quedó frustrado.

Poco después de las 8:30 horas, un globo se elevó sobre la presa del Palote, lo que generó bullicio entre los espectadores que celebraban el acontecimiento con gritos y abrazos; lo mismo ocurrió media hora después cuando el globo que promociona la Feria Estatal de León también voló.

“Tenemos un viento muy fuerte y con rachas, parece que se puede volar, pero de repente entra una racha fuerte de vientos y nos echa los globos abajo o cuando vas a aterrizar vas muy abajo; hay que tener cuidado porque vas y te puedes hacer daño”, comentó el piloto David Marcos.

Se quedaron en tierra 99% de los globos, algunos ni siquiera fueron sacados de sus empaques. Sólo dos se alzaron y sobrevolaron la Presa del Palote, uno de ellos promocionaba la Feria Estatal de León.

El presidente del Comité Organizador del evento, Óscar Abraham Rocha, explicó que se determinó suspender el despegue de los globos para no exponer a los pilotos, a sus acompañantes, e incluso los lugares en los que pudieran aterrizar.

Se corría el riesgo de que los globos se pudieran ver arrastrados en el momento del despegue, hubiera colisiones o pudieran perder sustentabilidad. “La otra razón es que en el momento del aterrizaje, si las ráfagas de viento no son las óptimas, los globos pudieran verse arrastrados y podría haber lesionados entre los pasajeros o en las aldeas aledañas donde pudieran aterrizar”, agregó.

Destacó que en las anteriores ediciones (14) se tuvo un clima adecuado, pero en esta ocasión no, por lo que tomó las decisión de frenar. Dijo que se espera que las condiciones por el viento cambien para este domingo, pues —de acuerdo con los pronósticos— se está alejando el frente frío que afecta a la región.

 

No hay devoluciones. Asistentes que pagaron 75 pesos por el boleto de acceso mostraron molestia por el fallido evento y dijeron que se trató de un fraude, otros sólo lamentaron que no hubiera el clima adecuado.

Laura “N”, representante de una Agencia de Viajes, llegó al Parque Metropolitano con un grupo de más de 80 personas procedentes de Tuxtla Gutiérrez, Chiapas, con el propósito “de gozar de la fiesta de colores”.

Manifestó la molestia de sus clientes que hicieron un largo recorrido, “y para nada”. Los organizadores de este evento ni siquiera buscaron alguna alternativa para el entretenimiento de las personas, agregó.

Rocha Moreno explicó que el boleto contempla diversos eventos y no está prevista la devolución de las entradas, además de que la gente entiende que en el clima no se manda y que el espectáculo se canceló por la seguridad de los pilotos participantes. “En este tipo de eventos estamos sujetos a las condiciones del clima”, agregó.

Decenas de personas aprovecharon los vientos para jugar con papalotes y otros lanzaron al aire globos multicolores inflados con gas helio.

Los organizadores de la 15 edición del FIG estimaban una asistencia de 500 mil visitantes en este puente.

Hasta las 19:00 horas de anoche se mantenían las ráfagas de viento en diversos rumbos de la ciudad.

Comentarios