Prometen carrera llena de emociones

Ricardo González, director de las 6 Horas de México, dice que traer este producto, después de 25 años, es increíble

Ayer se realizaron las primeras dos prácticas libres en el Autódromo Hermanos Rodríguez (FOTOS: IMAGO7)
Universal Deportes 02/09/2016 00:33 Alejandro Rodríguez Actualizada 00:33

[email protected]

Tuvieron que pasar 25 años para que el Autódromo Hermanos Rodríguez albergara una fecha del Campeonato Mundial de Resistencia. Ahora, con un circuito remodelado conforme a los estándares actuales de seguridad, regresa este serial con las 6 Horas de México.

El autor intelectual es Ricardo González, piloto mexicano que ha participado en la WEC (por sus siglas en inglés) desde 2012. Esta temporada es inédita para el regiomontano, pues además de pilotar, es dueño de su propia escudería (RGR Sports) y también es el director general de la carrera mexicana.

“Traer este gran producto para que los mexicanos lo vuelvan a palpar después de 25 años es increíble. Van a ver una carrera llena de acción y emoción, porque los primeros dos lugares están terminando con diferencia de cinco segundos”, compartió Ricardo González.

Pero no será el único piloto nacional. A la fecha mexicana se sumaron su hermano Roberto y Luis “Chapulín” Díaz, con el equipo británico Greaves Sports; además de Alfonso Díaz Guerra, con la escudería Manor, también de Gran Bretaña.

“Normalmente era el único mexicano compitiendo en esta categoría y ahora me da mucho gusto que seremos más. Esto era parte del plan de que hubiera más pilotos nacionales. Seremos cuatro en este primer año y ojalá esto abra las puertas para que en la segunda versión haya más mexicanos”, compartió.

Las 6 Horas de México es la quinta de nueve fechas del campeonato, de un serial avalado por la Federación Internacional de Automovilismo que se disputa en nueve países y cuatro continentes. Cuatro categorías corren al mismo tiempo, con diferentes velocidades, lo cual hace de esta categoría un reto en cuestión de tráfico. Ayer se disputaron las primeras dos prácticas libres, que sirvieron para tener datos respecto a la puesta a punto del auto.

Será hasta hoy cuando se abran las puertas al público y pueda presenciarse la calificación, además de disfrutar de diversos entretenimientos como simuladores y exposiciones, entre otras atracciones.

“Ya se acabó la mayoría de los boletos, sólo queda el Foro Sol y pocos. Los invito a adquirir sus entradas, pues se están acabando. Esperamos hasta 55 mil aficionados, que es el cupo que se le asignó al inmueble”, agregó González.

Las primeras impresiones de los pilotos tras rodar en el Hermanos Rodríguez, fueron que sí sintieron la altura de la Ciudad de México. Hay otros competidores, como el brasileño Lucas di Grassi, quien se dijo emocionado de volver a correr en el país, luego de experimentar la carrera de la Fórmula E, disputada en marzo pasado.

“El primer motivo para emocionarme es sentir de nuevo el entusiasmo de los aficionados. Por ello es un placer volver acá. Esta vez corremos en el circuito completo, que lo he sentido muy técnico y difícil. Las instalaciones están muy bien hechas, el reto es que las curvas las debemos tomar en segunda o hasta primera marcha. Son de baja velocidad, lo que complica cuando haya tráfico”, analizó Di Grassi, ante una carrera que vuelve luego de dos décadas y media.

Comentarios