Suscríbete

Hasta llegar al cielo

Loewe homenajea la obra del inventor Juan de la Cierva con fragancias de edición limitada

De última 19/03/2016 05:00 Aldo H. Saldaña Actualizada 05:00

En 1895 nació Juan de la Cierva, un inventor español que durante su vida se hizo célebre por la creación del autogiro, una aeronave que precedió al helicóptero. Para celebrar su 120 aniversario, la casa Loewe lanzó este año una campaña y una serie limitada de reediciones de algunas de sus fragancias masculinas más exitosas. Así, Loewe Pour Homme, Esencia Loewe y 7 lucen un grabado que reproduce el boceto y la firma del genio, quien durante su infancia estuvo interesado en la idea de volar.

En 1923, uego de perfeccionar su invención durante años y financiar experimentos infructuosos, de la Cierva logró despegar por primera vez en un aeropuerto a las afueras de la capital española. Esto contribuyó al desarrollo de la industria aeronáutica en la región, la cual sólo se interrumpió tras el estallido de la Guerra Civil.

El periodo de triunfo del inventor coincidió con la expansión de la firma creada en 1846, la cual fue perfeccionada por Enrique Loewe y en 1923 inauguró otras sucursales en el país.  Y aunque faltaron varios años para que mujeres como Ava Gardner dieran a conocer sus creaciones de marroquinería en mercados como Estados Unidos, ese momento en los años 20 sentó las bases para que la firma (actualmente dirigida por Jonathan Anderson) se convirtiera en el sinónimo del lujo español.

En tanto, la división de perfumería masculina logró el triunfo a principios de los 70 con Loewe Pour Homme, cuya fórmula ha conservado sus intensas notas de ámbar, lavanda y lirio del valle, mismas que la convirtieron en un clásico. A ésta siguieron las seductoras notas de Esencia Loewe en 1988 y la frescura de 7, la cual desde su lanzamiento en 2010 se ha convertido en un hit.

En tanto, la campaña que celebra estas ediciones especiales muestra una versión contemporánea del aparato y un slogan adjudicado a de la Cierva: “Cuando dudes, mantén la altitud. Nadie ha chocado jamás contra el cielo”.

Las piezas podrán encontrarse en exclusiva en El Palacio de Hierro.

Comentarios