21 | OCT | 2019
Imagen: Cortesía de Burberry
Imagen: Cortesía de Burberry

Mondo fashion 09/01/2016

09/01/2016
01:00
MARCO CORRAL
-A +A

2016: lo que se espera El inicio de algo, ya sea de negocios, relaciones amorosas, viajes, o proyectos, siempre conlleva una fuerte dosis de esperanza. Es la oportunidad de darle un necesario reboot a nuestro sistema y empezar desde cero dejando atrás rutinas, acciones y vicios pasados. Con el inicio de este 2016, que apenas va en su primera semana, se dejan ver varias acciones y acontecimientos que seguramente marcaran gran huella en el mundo fashion. Diseñadores, marcas y el mercado del lujo están en un momento muy interesante que, sin duda, podrá transformar esta industria tan caótica. A continuación los más destacados.

Desesperadamente buscando a Dior Con la inesperada partida de Raf Simons de la dirección creativa de Dior se ha desatado una exhaustiva búsqueda de quien lo suplirá. Tomando en cuenta las exigencias que esta marca requiere se supone no será una tarea fácil. ¿Quiénes suenan? Alber Elbaz, ahora fuera de Lanvin, Riccardo Tisci de Givenchy, Jack McCollough (con Lázaro Hernández) de Proenza Schouler, Josep Font de Delpozo así como las jóvenes promesas como Jonathan Anderson, Olivier Rousteing de Balmain, y Thomas Tait, el primer ganador de la prestigiada beca LVMH.

Las reglas cambian El ambiente que permea en las casas de lujo no es el más óptimo. Grandes instituciones en uno de los mercados más exclusivos del mundo han visto caer sus ventas hasta en un 21.6 por ciento a nivel internacional, lo que ha desencadenado un replanteamiento en sus estrategias y en la creación de sus productos. La incógnita a resolver en este 2016 sería: ¿Deben vender una gran variedad de productos a precios más accesibles para llegar a más público? ¿O ser más selectivos y elevar considerablemente sus precios para convertirlas en realmente exclusivas? Es probable que ni ellos tengan la respuesta correcta.

El nuevo Balenciaga Un nuevo panorama le espera a la respetada casa Balenciaga, pues con la partida del joven Alexander Wang después de un no muy exitoso paso por la marca, los ojos del mundo están puestos en su nuevo diseñador, Demna Gvasalia, quien con su marca propia llamada Vetements ha tomado por sorpresa al medio de la moda. Su particular visión consiste en hacer prendas que la gente necesita y no tanto pensar en grandes conceptos, influencias o inspiraciones. Una idea revolucionaria que se verá concretada cuando Gvasalia presente su primera colección para la maison de origen vasco en marzo de este año.

El cine viste a la moda Después de varios acercamientos, la moda se consolida en este 2016 como motivo de películas, documentales y series. El canal Netflix está ofreciendo actualmente en su menú títulos como Diana Vreeland: The Eye Has to Travel, Iris, Dior and I (disponible en su versión estadounidense), Bill Cunnigham New York, entre muchos otros, como The Director, documental dedicado a Gucci. Por otra parte en la pantalla grande se espera en este año el estreno de Zoolander 2, la secuela de exitosa parodia al mundo del modelaje, así como la versión cinematográfica de la popular serie inglesa Absolutely Fabulous.

La boda del año Apenas iniciaban los primeros minutos del año cuando la diseñadora Tory Burch anunció en su cuenta de Instagram su compromiso con Pierre-Yves Roussel, nada más y nada menos que el CEO del poderoso grupo de moda Louis Vuitton Moët-Henessy (LVMH), propietario de marcas como Christian Dior, Givenchy, Céline, Donna Karan, Marc Jacobs, Kenzo, Emilio Pucci, y Loewe, entre muchas otras. De esta manera se unirán dos poderosos personajes de la industria, y se dará inicio a los preparativos de lo que, sin duda, será el acontecimiento social del año. ¿Quién será invitado al evento? Pronto lo sabremos.

Reasignación de género Por extraño que parezca y en pleno siglo XXI, las redes sociales, noticieros, y diversos medios han criticado el hecho que Jaden Smith, actor de 17 años e hijo de Will Smith, estelarizara la campaña de la colección de prêt-à-porter para mujer de Louis Vuitton, en la que luce un conjunto de falda, top y chamarra de piel en compañía de tres espigadas modelos. La idea original era proyectar la naturaleza andrógina de la juventud de hoy, pero al parecer no ha sido vista con buenos ojos por su generalidad. Una lástima, porque refleja el sentir de diseñadores como Nicolas Ghesquière.
 

INFORMACIÓN RELACIONADA

Mantente al día con el boletín de El Universal

Comentarios