Suscríbete

Scania ve incertidumbre por Trump

Pese a caída de 19% en ventas durante el mes pasado, será su mejor año en el país

Johan Haeggman y Mathias Carlbaum, directivos de Scania, consideran que el TLCAN seguirá adelante, por lo que las expectativas de ventas son positivas. (JUAN CARLOS REYES. EL UNIVERSAL)
Cartera 15/12/2016 01:44 Sara Cantera Actualizada 03:58
Guardando favorito...

[email protected]

En noviembre, las ventas de camiones y autobuses de Scania cayeron 19% respecto a octubre, debido a la incertidumbre que provocó la elección en Estados Unidos y el triunfo de Donald Trump y la depreciación del peso frente al dólar, expuso Johan Haeggman, miembro de la Junta Ejecutiva y director financiero de Scania.

“Hasta antes de las elecciones tuvimos un año fantástico, para Scania será el mejor año en ventas en México, pero las ventas cayeron 19% en noviembre, es una caída dramática”, dijo.

Scania considera que en el corto plazo habrá un efecto en las ventas de camiones y autobuses, por las dudas que genera el triunfo de Trump, pero confía en que en los próximos meses, cuando las políticas en Estados Unidos sean un poco más claras y cuando se sepa la agenda del nuevo presidente, el desempeño del mercado será mejor.

Haeggman apuntó que las necesidades de transporte en el país siguen creciendo, y el buen desempeño de sus clientes, como las principales líneas de transporte de pasajeros en autobuses, tienen bases sólidas y buenas perspectivas de crecimiento.

“Hay algo de dudas, pero la economía mundial es todavía lo suficientemente fuerte. México y Estados Unidos y todas las economías a su alrededor se verán beneficiadas de eso”, dijo.

“México tiene un sector turístico muy fuerte, hay un crecimiento de la natalidad en la población, hay una buena industria local que ha probado ser fuerte en exportaciones. La gente necesita moverse, tienen un nivel de desempleo muy bajo, la gente va al trabajo y la gente depende del transporte por tierra y aire, y no sólo las personas necesitan moverse también los bienes”, explicó Haeggman.

De enero a noviembre, Scania ha vendido 900 vehículos en el mercado mexicano, cuando en 2015 comercializó 780 unidades, por lo que este será su mejor año en ventas en México.

La empresa tiene 57% de participación en el mercado de autobuses foráneos y es segundo lugar entre los proveedores de camiones para el transporte público de pasajeros en sistemas BTR o Metrobús.

“En México no hay una red de ferrocarril muy desarrollada, entonces el transporte de personas y mercancías depende del autobús, incluso en distancias largas”, dijo el directivo.

“Últimamente hemos visto más proyectos de transporte urbano que se convierten en sistemas BTR, como el Metrobús o Mexibus, como en Tijuana, eso es algo que hemos visto en otros países en Latinoamérica y claramente oportunidad de crecimiento”, agregó.

Los principales mercados para autobuses urbanos de Scania son el Estado de México, Ciudad de México, León, Puebla, San Luis Potosí y Tijuana.

Scania tiene planes de expansión para su red de distribuidores, la cual quiere crecer de ocho a 14 distribuidores en los próximos dos años.

Por su parte, Mathias Carlbaum, vicepresidente ejecutivo de Operaciones Comerciales, destacó que la compañía tiene 50 puntos de servicio en todo el país, donde se hace el mantenimiento y servicio a los autobuses mientras tienen un tiempo muerto, para que el vehículo deje de prestar el servicio el menor tiempo posible.

“La conexión entre los autobuses y el contrato de servicio, es una prueba de que cliente está comprometido en la sociedad con la empresa y si no tienes eso, no puede haber un crecimiento en el mercado”, dijo Carlbaum.

México es uno de los tres mercados más grandes para Scania en venta de autobuses. Para el próximo año la expectativa en ventas es buena, pues ambos directivos consideran que el Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN) seguirá adelante.

“El TLCAN es una pieza clave para toda la región y ellos [EU] necesitan considerar muchas cosas antes de considerar una salida”, dijo Carlbaum.

Mientras que Haeggman agregó que en Gran Bretaña, después del Brexit, comenzaron a preocuparse sobre cómo mantener buenos tratados comerciales y cree que Estados Unidos hará lo mismo.

Scania fabrica camiones y autobuses en Querétaro y muchos de sus componentes son importados de Suecia y Brasil, por lo que se han visto impactados por la apreciación del dólar, sin embargo, sus precios han subido menos que la depreciación del peso.

Temas Relacionados
Scania donald trump
Guardando favorito...

Comentarios

 
Recomendamos