Alianza dual México-Alemania: construyendo un mejor futuro

Alemania es el principal socio comercial de México en Europa y el quinto a escala internacional

Cartera 19/04/2016 01:33 Julio A. Millán B. Actualizada 01:33

Los vínculos entre Alemania y México se han ido fortaleciendo paulatinamente por la firma de tratados comerciales y de navegación aunados a lazos políticos y culturales. Tal es el caso de la Comisión Binacional México-Alemania realizada en 2015 o Alianza para el futuro que busca áreas pertinentes de cooperación a partir de una visión de largo plazo.

Ahora, en 2016, el objetivo del viaje del presidente Peña Nieto a Alemania fue fortalecer la relación estratégica entre ambos países en las áreas política, comercial y de cooperación. Este viaje se da en un contexto donde Alemania es el “Salvavidas de Europa”, pues este país ha inyectado una suma importante de dinero a la Unión Europea para sacarla de su recesión.

Alemania es el principal socio comercial de México en Europa y el quinto a nivel internacional, es el quinto destino de nuestras exportaciones con una participación de 0.9% del total y representa, a su vez, el quinto país de nuestras importaciones con el 3.5% del total. Por su parte, después de Brasil, México es para Alemania el segundo aliado comercial más importante de AL.

La Inversión Extranjera Directa (IED) procedente de Alemania ocupa el sexto lugar a nivel mundial y el cuarto en el país, con un monto acumulado por 11 mil 225.7 millones de dólares en el periodo de 1999 a 2015. Esta inversión se dirige en 56.8% hacia la industria manufacturera, en especial a la fabricación de partes para vehículos automotores, automóviles y camiones particularmente al estado de Puebla (27.6%), Ciudad de México (16.4%) y Jalisco (14.5%). Otros productos incluyen medicamentos, máquinas y aparatos para moldear o sellar, circuitos electrónicos, unidades de proceso digitales y aparatos de telefonía.

En cuestión turismo la nación germana ocupa, por el número de turistas que visitan México entre los integrantes de la UE, el cuarto lugar nacional y noveno mundial.

En su visita, el Presidente inauguró el Año Dual Alemania-México (2016-2017). Esta es una estrategia de colaboración conjunta, a través de la cual se impulsará la promoción de México en Alemania y viceversa, con seis ejes temáticos: ciencia, cultura, educación, innovación, movilidad y sustentabilidad. México debe aprovechar el acercamiento con Alemania para fortalecer aspectos clave de su economía.

Por ejemplo, aumentar la innovación y la transferencia tecnológica que con esta iniciativa otorga sustento a la participación de la iniciativa privada en el desarrollo de este sector. Por otro lado, también debe aumentar el financiamiento; con el Año Dual, vienen proyectos en materia de infraestructura y energías limpias, así como una estrecha vinculación en materia de energías renovables y eficiencia energética. Asimismo, el fortalecimiento de la protección de los recursos naturales, al convertirnos en socios y aliados estratégicos del crecimiento económico en desarrollo sostenible a escala global.

Para México, Alemania es la puerta de entrada al mercado europeo al ser el líder de la región y potencia económica. Por su parte, Alemania busca aumentar su posición estratégica en México para acceder al mercado estadounidense, ante la grave crisis europea que ha reducido la demanda de bienes y servicios en esta región. Además, México debe aprovechar el acercamiento que se tiene con Alemania para disminuir su dependencia del ciclo económico de Estados Unidos, que nos pone en una situación vulnerable cada vez que esta economía se desacelera.

La suma del PIB de los 15 países de la UE equivale a 75% de PIB norteamericano, en tanto que la UE controla 29.4% del comercio mundial frente a 18.3% que maneja EU. A este respecto, el fortalecimiento de los vínculos económicos y comerciales entre México y Alemania será un elemento clave para las perspectivas de desarrollo de nuestro país, así como para avanzar en el proceso de integración comercial y económica con el continente Europeo, por el liderazgo que ejerce ese país en la Unión Europea y pensando en la consolidación de los acuerdos comerciales con estas latitudes.

Ante este panorama, debemos aprovechar bien nuestros tratados comerciales y diplomáticos con socios estratégicos como Alemania, pues ello nos ayudará a imprimir mayor profundidad y dimensión a nuestra economía, le da un impulso a nuestro país como actor estratégico a nivel global y permite cerrar filas en materia de cooperación internacional para la construcción de un mundo mejor, con visión de futuro.

Presidente de Consultores Internacionales S.C.

Temas Relacionados
Julio A. Millán B.

Comentarios