18 | NOV | 2019
Colin Kazim-Richards se va del Veracruz
El jugador escualo - Foto: Especial

Kazim-Richards se va del Veracruz: "He visto a niños vomitar agua por no comer"

08/11/2019
18:57
Édgar Luna/Enviado
-A +A
El inglés expresó su sentir sobre la situación del club y del puerto jarocho en general

El Veracruz se cae a pedazos. Con la amenaza de la desafiliación sobre la mesa, los jugadores empiezan a ver a dónde se irán a jugar al término del torneo.

Uno de ellos es el inglés Colin Kazim Richards, que ya está harto de ver lo que sucede en los Tiburones Rojos. En declaraciones a la prensa, Globoesporte, de Brasil, donde jugó algunos años, denunció lo que ha visto en el futbol mexicano.

Se lee en el portal brasileño:

"Debido a problemas de gestión, Veracruz dejó de pagar salarios a atletas y oficiales en marzo, lo que provocó que el escuadrón viviera días de tristeza y revuelta desde entonces. Y un excorintio lo vivió de cerca. El delantero inglés Colin Kazim-Richards llegó al club mexicano antes de que los problemas financieros y los pagos atrasados ​​se convirtieran en un drama personal para muchos jugadores.  Las principales víctimas fueron los atletas más jóvenes de las bases que no pudieron ajustar sus cuentas para vivir con dignidad", inicia.

Y la declaración del futbolista:

"Si la situación de fuera de juego es difícil, ¿cómo pueden jugar?  Refleja lo que sucede afuera.  Es muy difícil intentar trabajar, seguir. Había una situación que nunca había visto en el futbol. ¡Nunca!  Cuando entrenas y ves a un niño que no ha comido en tres días. Comenzó a vomitar agua.  No vomitó comida, nada. Le pregunté qué pasó y dijo que no había comido en tres días. Lo llevé a comer".

El episodio citado por el atacante tuvo lugar hace dos meses y casi hizo llorar a Kazim, quien dice que no lloró ni siquiera al nacer su hijo.  Después de ver de cerca la dramática escena, el excorintio se enteró de que otros atletas más jóvenes tenían problemas financieros. Luego organizó una reunión en secreto y brindó ayuda a al menos cuatro niños, enfatizando que no era un préstamo sino un gesto de caridad.

"No creo que nadie fuera a creerlo, porque eso no es normal. No hice eso para recibir cumplidos porque soy un buen tipo. Pagué a los muchachos porque es correcto. Se merecen que alguien les ayude.  Tengo hijos y esperaba que alguien los ayudara.  Gracias a Dios, tuve una buena carrera y pude ayudar porque estaban sufriendo mucho.  Chicos que tuvieron que salir de casa para hacer realidad los sueños".

El inglés recuerda que las cosas fueron normales hasta marzo, cuando comenzaron los retrasos, y los líderes del equipo se fueron.

"Esta es la vida, no se sabe si estas situaciones sucederán. Si supiera que en seis meses no recibiría el salario, por supuesto, nunca me iría.  No me arrepiento.  Dios me puso aquí por una razón, para ayudar a estos niños. Nunca ha sido fácil en mi vida, así que necesitaba ayudar ”, dice Kazim.

Evidenció miedo en el futbolista mexicano.

"Si esta situación ocurre en Brasil, los jugadores de todos los clubes estarían juntos.  Creo que tienen mucho miedo, no muy seguro.  Tienen cosas raras  Si sucediera en Brasil, los jugadores no entrenarían.  Aquí entrenan, creen en el presidente ... Solo hasta ahora no han recibido nada.  No puede pasar  Un mes o dos meses tarde, está bien, sucede en muchos lugares. ¿Pero siete meses? "

Así que en unas semanas se irá de México.

"No estaré en este equipo.  Mi contrato termina en dos semanas, y mi agebte lo verá.  Estoy interesado en otros equipos aquí, pero mi esposa y mis hijos son brasileños.  Echo de menos jugar en Brasil, el campeonato es competitivo.  El campeonato y los aficionados en Brasil son fantásticos.  Mi familia y mi corazón están en Brasil.  Mi corazon es brasileño".

Mantente al día con el boletín de El Universal