Te decimos cómo tomar las mejores fotos de tu mascota

Captura el mejor lado de tu amigo peludo con estos consejos

cómo-tomar-las-mejores-fotos-de-tu-mascota
Las mascotas son parte de la familia.
Techbit 01/01/2021 12:00 Redacción Tech Bit Actualizada 12:00
Guardando favorito...

Todos queremos mostrar la mejor parte de nuestras vidas en nuestras redes sociales y, sin duda, parte de ello son las mascotas que se convierten en familia. Por ello, en esta ocasión te vamos a compartir algunos consejos para que aprendas a tomarles las mejores fotografías que reflejen todo el amor que les tienes.

Cuando se trata de personas y fotos siempre se está buscando la mejor pose y fondo para lograr una imagen digna de ganar muchos likes. Pero con las mascotas esta tarea no es tan sencilla y no siempre podemos capturar ese momento divertido o tierno, a menos que apliques algunos trucos.

Y es que tomar este tipo de fotografías no siempre resulta conforme a lo esperado, ya que la mayoría de los animales no suelen prestar atención cuando se les fotografía. Por suerte Canon Mexicana nos comparte algunos consejos para obtener las mejores imágenes de los consentidos de la casa.

Antes de iniciar considera que, para poder captar su atención, se necesitará tener contemplados algunos elementos, así como una combinación de habilidades técnicas con la cámara, trucos para posar, premios y juguetes para poder tener la atención que se requiere por parte de la mascota.

Lee también: Así funcionará la nueva opción de copiado múltiple en WhatsApp

1. El estilo de la escena

Un árbol de Navidad es un fondo ideal para los retratos navideños con mascotas. Es un elemento que añade colores intensos y detalles luminosos. También se pueden usar accesorios como gorros o bufandas, siempre y cuando la mascota se sienta cómoda con ellos. Lo ideal es fotografiar en una habitación con grandes ventanas. La luz natural es perfecta para captar retratos de mascotas, ya que es suave y rellena ligeramente las sombras, mientras que usar un flash puede asustarlo. Colocar a la mascota mirando hacia la ventana, con el árbol de Navidad y las luces detrás, es el escenario perfecto.

2. La pose

Los perros suelen estar más predispuestos a posar que los gatos, ya que captar su atención no es tan complicado. Un silbido, algún comentario o un ruido gracioso será más que suficiente para tener su atención. Aunque cada animal tiene su propia forma de ser, lo cierto es que los gatos suelen tener menos ganas de posar, con un gato, la clave consiste en tener paciencia y esperar un poco a que se relaje.

3. La exposición de la cámara

Seleccionar un ajuste de exposición sencillo es lo ideal para poder estar concentrado en la escena y el encuadre. La forma más sencilla de hacer esto consiste en configurar la cámara en el modo de exposición manual (M). La velocidad de obturación debe ser lo suficientemente rápida como para capturar la acción. Si el animal apenas se mueve, una configuración de exposición aproximada de 1/200 s es más que suficiente, pero si se mueve mucho, se tendrá que usar una velocidad de obturación más rápida.

También es recomendable utilizar un diafragma amplio, lo que permite separar al sujeto del fondo y conseguir un atractivo efecto de fondo desenfocado o borroso. Al configurar el valor de ISO en modo automático, la cámara se adaptará a las condiciones del entorno. Por ejemplo, en una habitación luminosa con mucha luz natural, el ISO debería rondar entre 800 y 1600.

foto-gato.jpg

Lee también: Qué pasa si cargo mi laptop mientras la uso

4. El enfoque

Uno de los aspectos más difíciles a la hora de retratar mascotas es enfocar de forma precisa los ojos de un sujeto que podría mover la cabeza en cualquier momento o salir corriendo.

Es inevitable que alguna foto salga desenfocada, pero con una cámara que reaccione de forma instantánea al movimiento del sujeto, se pueden mejorar los resultados. Un enfoque preciso es esencial al captar primeros planos, por lo que puede que no baste con centrarse únicamente en la cara del animal.

5. La altura

Ya sea que se hagan retratos de mascotas o personas, al captar al sujeto a la altura de los ojos se crea un vínculo con el espectador, ya que se le sitúa al mismo nivel. Con las mascotas esto significa gatear por el suelo para ponerse a su altura, un detalle que permite mostrar su punto de vista.

Esta divertida experiencia permite conseguir la toma perfecta, incluso si el animal a retratar no esté dispuesto a cooperar. Independientemente de que estas fotos se intenten realizar en Navidad o en otra época del año, este tipo de situaciones ofrecen una gran oportunidad para mejorar la técnica, así como las habilidades fotográficas.

Ahora solo queda divertirse juntos para tener los mejores recuerdos y las imágenes más tiernas y divertidas.

 

Guardando favorito...
 

Noticias según tus intereses

Comentarios

El Universal

Newsletter Al Despertar

Inicia tu día bien informado con las notas más relevantes

Al registrarme acepto los términos y condiciones