Giovanna quiere estudiar en el CETIS 51 porque la especialidad en alimentos y bebidas que le ofrece es la que más la acerca a su objetivo
Giovanna quiere estudiar en el CETIS 51 porque la especialidad en alimentos y bebidas que le ofrece es la que más la acerca a su objetivo / Ivan Stephens. EL UNIVERSAL

No todo es la UNAM, dice Giovanna quien aspira ser licenciada en Turismo

23/06/2019
17:22
Teresa Moreno
-A +A
El principal criterio de la familia para decidir la escuela en la que presentaría examen Giovanna fueron las perspectivas laborales de la adolescente y sus aptitudes

Emocionada y todavía nerviosa, Giovanna González de la Cruz se acercó a sus padres que esperaban a que la adolescente terminara su examen de asignación para el bachillerato. Su sueño es ingresar al CETIS para estudiar una carrera técnica.

Giovanna, de 14 años de edad, quiere estudiar en el Centro de Estudios Tecnológicos, Industrial y de Servicios (CETIS) 51 porque la especialidad en alimentos y bebidas que le ofrece es la que más la acerca a su objetivo: convertirse en Licenciada en Turismo. 

"Escogí ese plantel porque ahí estudió mi hermana y porque ahí está la carrera que quiero estudiar. Ahí voy a estudiar hotelería y después quiero la carrera en Turismo", dijo. 

"Yo sé que las prepas de la UNAM a veces tienen pase directo al universidad y por eso muchos chicos la eligen pero a mí no me preocupa eso porque terminando la prepa puedo estudiar en otra universidad. No todo es la UNAM". 

Giovanna eligió el CETIS a diferencia del 55.6% de los jóvenes que este fin de semana presentaron su examen de la Comipems, quienes compitieron por un lugar en el sistema de bachillerato de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM). Los 14 planteles de la Escuela Nacional Preparatoria y el Colegio de Ciencias y Humanidades son los más demandados entre las más de 400 escuelas que ofrecen bachillerato y bachillerato técnico en la Ciudad de México y el Estado de México, mientras que otras opciones como el CONALEP apenas reúnen a 14 mil 609 aspirantes. 

"Espero quedarme en mi primera opción. Estudié mucho en mi casa y con la guía para el examen. Estaba muy nerviosa. El examen me pareció bien pero estuvo difícil y se me complicó mucho sobretodo en lo relacionado a las matemáticas", dijo en entrevista. 

Su mamá, Emma de la Cruz Romero, explicó en entrevista que el principal criterio de la familia para decidir la escuela en la que presentaría examen Giovanna fueron las perspectivas laborales de la adolescente pero también sus aptitudes. 

"No nos guiamos porque tal escuela sea la mejor, la más famosa o popular. Nos enfocamos más en la aptitudes de Giovanna y que ella realmente quisiera estudiar. A veces como padres queremos mucho que estudien en el Poli o en la UNAM pero en la escuela de Giovanna, nos hicieron una junta para tomar consciencia de las capacidades que realmente tienen nuestros hijos porque a veces nos equivocamos", explicó. 

En el caso de su familia, todas sus hijas estudian en el CETIS, lo cual no ven como un impedimento para ingresar posteriormente a estudiar una carrera profesional. Paulette, una de ellas, estudia la carrera técnica en Bebidas y alimentos porque se quiere convertir en chef profesional, por ejemplo. 

Para ellos, independientemente de la escuela preparatoria en la que se estudie, lo importante es la constancia y el esfuerzo de cada estudiante.

"Todos quisiéramos que nuestros hijos estudiaran en la UNAM y se puede pensar que un CETIS o un CONALEP son lo más bajo pero yo creo que no. Se trata de echarle ganas y que si sales de ahí, aspires a otra cosa. A estudiar la universidad más adelante, no es que si no te quedas en una prepa o en un CCH no vas a poder continuar. Por supuesto que sí puedes", dijo.

rmlgv

Mantente al día con el boletín de El Universal

Comentarios