Se queda sin casa por la pandemia; le prestan una de "emergencia"

Nación 13/08/2020 02:30 Alexis Ortiz Actualizada 11:21

Tras perder su ingreso, Alicia fue apoyada por ONG con una vivienda que fue utilizada por damnificados del Multifamiliar Tlalpan luego del sismo de 2017

El Covid-19 asfixió poco a poco a Alicia Nayeli de Ita: primero tuvo un bajón económico en su empleo, luego perdió sus ahorros, no pudo seguir haciendo teatro, frenó sus estudios en Derecho, tuvo temor de no tener que darle de comer a sus cuatro hijos y, como golpe final, no pudo seguir pagando la renta de su departamento.

Sin tener muchas opciones para salir adelante, la joven tuvo que dividir en dos el dinero que tenía guardado: una parte la utilizó para que su familia subsistiera y la otra la usaría para comprar tierra, ladrillos, polines y láminas para armar una casa improvisada en algún lugar.

Tras semanas de incertidumbre, Alicia logró vincularse con la organización Techo, una ONG que le prestó dos “casas de emergencia” de madera que se pueden montar fácilmente.

El nuevo hogar de Alicia también tiene su historia, pues antes era utilizado por damnificados del Multifamiliar Tlalpan, edificios que tuvieron graves afectaciones por el terremoto del 19 de septiembre del 2017 en la Ciudad de México.

Al haber recuperado sus hogares con la intervención del gobierno de la Ciudad de México, los vecinos del Multifamiliar acordaron con Techo regresar siete viviendas de madera para que los mexicanos afectados por el Covid-19 las utilicen.

Alicia, quien fue la primera beneficiaria, relata cómo se enfrentó a los primeros meses de la pandemia y comparte que al menos durante todo el 2020 usará esta casa provisional:

“Esta temporada de la cuarentena me dejó en ceros y no va a haber forma de que me recupere, de lo que yo tenía trabajado de meses anteriores para tener un patrimonio ya no hay nada, únicamente tengo la certeza de que ya estoy aquí y no me pueden sacar”.

La expectativa de Alicia no sólo se basa en su experiencia, sino en la de otras personas. Cuando el Covid-19 llegó a México, ella y su organización Crianza Feminista repartieron despesnas a mujeres que las necesitaban. Fue así como se dio cuenta de que ésta no sólo era una emergencia sanitaria, sino social y económica.

multifamiliar_tlalpan_.jpg
Aunque el espacio de la improvisada vivienda es reducido, la joven asegura que de allí ya nadie la podrá sacar.

Pronto los efectos del coronavirus también la alcanzaron, cuando su negocio de mudanzas se desplomó entre marzo, abril y mayo. Todos los fletes que ya tenía programados se los cancelaron y lo mismo ocurrió con sus presentaciones teatrales en la capital del país.

“Es impotencia porque no es como que no quieras hacer las cosas, sino que tienes todo el ánimo del mundo y no hay trabajo”, expresa Alicia.

Ya instalada en su actual hogar, la joven muestra a EL UNIVERSAL cada rincón. Una de las casitas que le prestaron, de 18 metros cuadrados, la adaptó para que fuera sala, cocina, comedor y habitación. Mientras que la segunda vivienda está conformada por un cuarto y un área especial para que ella y sus hijos retomen sus estudios en línea —lo que será otro reto porque sólo tienen una computadora.

Acción social contra el Covid

Las asociaciones civiles Techo, el Día Después y el Consultorio de Arquitectura Práctica se unieron para ayudar a Alicia y más gente que esté en una situación como la de ella.

El Día Después y el Consultorio de Arquitectura colaboraron para identificar a los posibles beneficiarios de las casitas. Posteriormente se vincularon con Techo, que ya había prestado los inmuebles a los damnificados del Multifamiliar de Tlalpan, y se logró que estos espacios sean destinados a personas de bajos recursos, que viven con hacinamiento y por lo tanto son propensas a tener un contagio de coronavirus.

“Estas viviendas en su momento representaron un hogar para las familias afectadas por el sismo. Esperamos que estas casas muy sencillas alivien en el corto plazo a las siguientes familias, que les sirvan como espacios temporales de seguridad y tranquilidad para que eventualmente puedan mejorar sus propias condiciones”, menciona Juan Manuel Mosqueda Sánchez, director de Desarrollo de Hábitat de Techo.

Agrega que estas casitas albergaron a 13 familias de 60 integrantes mientras el gobierno capitalino reconstruía el Multifamiliar de Tlalpan.

“Para las familias esto representa un nuevo espacio donde desarrollarse. Esta casa es una vivienda de emergencia, no es una vivienda final o social mínima, es un refugio de emergencia y aunque es muy sencillo ayuda a cambiar la vida de las personas”, señala Cipactlic Casas Cruz, tesorera del Consultorio de Arquitectura Práctica.

Arquitectura Práctica lanzó una campaña en la página Donadora con el objetivo de recaudar  fondos para contratar a personal que ayude a colocar las casitas a los nuevos beneficiarios. El pasado 8 de agosto estos espacios fueron desmontados del lugar donde estaban y se espera que dentro de 15 días ya estén instalados en una nueva zona.

Se desprenden de sus casas

Entre sentimientos encontrados, el pasado sábado vecinos del Multifamiliar Tlalpan bajaron a la cancha de fútbol donde vivieron por poco más de dos años en las casitas de Techo. Ahí ayudaron a las organizaciones sociales a desmontar las viviendas.

“Antes de que nos dieran las casitas estábamos en una casa de acampar y todo parecía río porque llovía ¿y a dónde nos íbamos? La verdad muchas gracias porque no nos dejaron en el abandono”, asevera Mariana Rocío Ballesteros, habitante del Multifamiliar.

La mujer aún recuerda aquel 17 de septiembre del 2017, cuando la tierra se sacudió y dejó severos daños en el edificio donde ella vivía. Su temor fue tanto que, asegura, hasta hace un mes todavía tenía crisis de nervios y tampoco podía dormir muy bien.

A casi tres años del siniestro que cambió su vida, y con todas las experiencias que tuvo en los últimos años, Mariana da un mensaje sencillo, pero con mucho significado, a la familia que está por recibir su casita:

“Tengan mucha fe, van a ver que sí van a entrar, nosotros tuvimos mucha fe y lo hicimos”.
 

Temas Relacionados
Covid-19 Multifamiliar Tlalpan

Comentarios