11 | DIC | 2019
La Secretaría de Relaciones Exteriores advierte que, con las condiciones actuales de las representaciones mexicanas en Estados Unidos, no es posible prestar una adecuada y eficiente atención a connacionales. Foto/Archivo El Universal

SRE: aumenta en EU clima hostil contra mexicanos

13/08/2019
02:30
Noé Cruz Serrano
-A +A
Pide reforzar seguridad y mejorar el estado de sus oficinas en el mundo; considera urgente empezar por legaciones en países con “vida difícil”

[email protected]

La Secretaría de Relaciones Exteriores (SRE) advirtió que los consulados de México en Estados Unidos están apreciando “un fuerte incremento en el ambiente hostil hacia las minorías en los últimos meses, ataques programados, marchas que fomentan la xenofobia y fuertes debates en la televisión estadounidense que ha mermado el ámbito cosmopolita de este país”.

Considera necesario reforzar los equipos de seguridad, protección civil, sanidad de sus representaciones en varias partes del mundo, sobre todo en los países catalogados como de “vida difícil”, como es el caso de Estados Unidos, porque la integridad y seguridad no sólo del personal del Servicio Exterior Mexicano (SEM) puede estar en riesgo en ese país, en especial cuando embajadas, consulados, misiones, delegaciones, secciones consulares y oficinas de representaciones del país tienen equipos de seguridad obsoletos.

En el Programa de Adquisición de Equipo de Seguridad, Protección Civil, Sanidad y Otros en Diversas Representaciones de México en el Exterior, con fecha de agosto de 2019 y obtenido por EL UNIVERSAL, la SRE enumera en una ficha técnica los consulados ubicados en países que están clasificados como de “vida difícil” para los mexicanos y para el personal del SEM, al que se suma Estados Unidos, Etiopía, Haití, India, Líbano, Nicaragua y Palestina.

El documento explica que el artículo 92 del Reglamento de la Ley del Servicio Exterior Mexicano prevé que existen partes del mundo que reúnen cuando menos una de las tres siguientes circunstancias: la existencia de un conflicto armado, insalubridad extrema y un régimen de intolerancia o discriminación manifiesta.

El informe se elaboraba cuando ocurrió la masacre de El Paso, Texas, que costó la vida de 22 personas —ocho mexicanos— y dejó 25 heridos y que fue considerado por las autoridades estadounidenses como “terrorismo doméstico”.

En la evaluación que se hace del caso de EU, la SRE cita, por ejemplo, que el consulado de México en San Francisco requiere sustituir el circuito cerrado de televisión que tiene nueve años de antigüedad, sus cámaras son insuficientes y obsoletas, “lo que deja desprotegido al inmueble, considerando que en la zona las autoridades locales han reportado robos a casa-habitación, asaltos y vandalismo”.

El consulado de Chicago requiere una caja fuerte para sustituir a la actual que tiene siete años de antigüedad, lo que representa un riesgo, puesto que esta representación recauda diariamente entre 30 mil y 40 mil dólares en efectivo, más 10 mil o 15 mil del consulado sobre ruedas.

El consulado de México en Denver necesita 14 montaduras de cristal (triple) para sostener el escáner de iris y las cámaras fotográficas que se utilizan en el área de expedición de pasaportes.

La embajada de México en Estados Unidos señaló que, debido a una falla en la fuente de alimentación del circuito cerrado de televisión, “hubo un daño permanente en varias de las partes que lo integran, por lo que es necesario sustituir urgentemente 2 DVR de 16 canales y 12 UPS con la finalidad de no interrumpir la seguridad”.

La Sección Consular de Washing- ton planteó adquirir un equipo de climatización para el cuarto de comunicaciones, con la finalidad de solucionar una serie de fallas en los equipos asociados a problemas de aumento en la temperatura.

Por ello, reconoce que “en las condiciones actuales de las representaciones mexicanas en el exterior, no es posible prestar una adecuada y eficiente atención a los connacionales que acuden a las oficinas, puesto que no se cuenta con mecanismos de seguridad necesarios para llevar a cabo la prestación de los servicios públicos de las mismas, ni los trabajos de representatividad que realizan las embajadas, consulados, secciones consulares, delegaciones y oficinas de representación como expedición de documentos oficiales.

Sostiene que la integridad y seguridad no sólo del personal del Servicio Exterior Mexicano “debe ser resguardada a toda costa, sino también de los mexicanos que asisten a realizar trámites y de los visitantes que llegan invitados por los funcionarios”.

En el diagnóstico sobre las condiciones de los equipos, la Dirección General de Bienes Inmuebles y Recursos Materiales de la SRE, precisa que del total de 19 mil 715 bienes inmuebles con los que cuentan las 36 representaciones del país en el mundo, se requieren sustituir 132 que son de seguridad, protección civil, sanidad y otros, mismos que no cumplen con las normas de seguridad, medio ambiente y diversas disposiciones.

Actualmente, en estas 36 representaciones laboran mil 291 funcionarios y cada año se presentan un promedio de un millón 394 mil 663 actos o servicios como pasaportes, visas, actas de nacimiento, de defunción, poderes y testamentos, entre otros.

Mantente al día con el boletín de El Universal

Comentarios