“Nos obligaron a firmar la renuncia”, denuncian durante contingencia

06/06/2020
|
02:41
|
Karla Rodríguez
“Nos obligaron a firmar la renuncia”, denuncian durante contingencia
Jóvenes narraron cómo fueron despedidos de las empresas en las que trabajaban. Según las compañías, era difícil sostener sus salarios. Foto: Cortesía

“Nos obligaron a firmar la renuncia”, denuncian durante contingencia

06/06/2020
02:41
Karla Rodríguez
-A +A

Desde que la Jornada de Sana Distancia por el Covid-19 comenzó y con el anuncio de la suspensión de algunos comercios y actividades laborales no esenciales, algunas empresas tomaron medidas preventivas, pero otras despidieron a su personal.

En entrevista con EL UNIVERSAL, afectados comentaron que las compañías decidieron prescindir de sus puestos laborales porque era difícil sostener sus salarios.

A finales de marzo, en la empresa en la que laboraba Martha, quien pidió proteger su identidad, antes del mediodía comenzaron a despedir a casi todo el personal.

Narró que un grupo de abogados, que ella y sus compañeros creyeron que eran otros clientes, acudió a iniciar los trámites de las cartas de renuncia de más de 150 personas.

“Los abogados explicaron que debido a la situación del país, por la emergencia sanitaria, se tomó la decisión de recortar al personal. Dijeron que la empresa tomó esta decisión, pues no sabe en qué momento se va a quedar sin fondos para pagar los salarios”, relató.

La mujer acudió al recurso legal debido a que los obligaban a firmar sus renuncias cuando en realidad la empresa los estaba despidiendo y condicionando su pago quincenal. Denunció que las condiciones que tenían en la compañía, que se dedica a personalizar artículos de promoción, no eran las óptimas, porque no todos contaban con contratos y pese a que les ofrecían Seguro Social, no a todos se los habilitaban.

Tras dos meses de su separación con la empresa, comentó que no ha encontrado empleo. Mientras, ella y su familia sobreviven con lo que gana su esposo, a quien le redujeron el salario.

“Antes, entre los dos ingresos teníamos menos de 16 mil pesos al mes, ahora sólo nos alcanza para comprar alimentos (...) con 4 mil pesos, de ahí dependemos cuatro personas”, comentó.

Desanimada, explicó que ha buscado empleo, pero que sus intentos han sido en vano porque ninguna empresa la contacta. Se muestra comprensiva ante la situación, pues está consciente de que no fue la única que se quedó sin trabajo.

“Estos meses han sido difíciles, fuimos muchos los que nos quedamos sin empleo, he mandado currículums creo que a 20 empresas (...) Sé que no soy la única en busca de empleo”, aseguró.

Por otro lado, Ingrid, quien también prefirió resguardar su identidad y se desempeñaba como ingeniero en sistemas, afirmó que cuando empezó la pandemia en la empresa en la que trabajaba algunos tuvieron la opción de laborar desde casa, pero que a ella le dieron su liquidación. Comentó que probablemente fue por la situación de la empresa o por temor a que estuviera contagiada, pues había un caso sospechoso de Covid-19 en su familia.

“He mandado 40 solicitudes de empleo, pero no he tenido suerte para concretar entrevistas”, dijo.

Terminó su carrera como ingeniera biomédica, pero debido a la falta de oportunidades, aun antes del coronavirus, tuvo que trabajar como ingeniero en sistemas.

“Me hubiera encantado desempeñarme en un ambiente de investigación, pero hay muy pocas oportunidades para mi gremio y ahora estoy pensando en salir del país a buscar oportunidades. No puedo aspirar a independizarme antes de los 29”, destacó.

Celebró que su familiar dio negativo al virus; sin embargo, le entristece que volvió a depender de sus papás. Además, le preocupa que con esta pausa en el ámbito laboral su experiencia sea menor.

TEMAS RELACIONADOS

Mantente al día con el boletín de El Universal

 
 

Comentarios