X

En trámite 392 quejas por acoso sexual o laboral contra mujeres desde 2013: CDHDF

La directora de la CDHDF, Nashielli Ramírez, aseguró que esta situación es estructural pues se presenta en profesiones altamente feminizadas u otras que tradicionalmente son masculinas

Dos mil 24 denuncias acoso sexual o laboral contra mujeres desde 2013
Foto: Twitter @CDHDF
Metrópoli 12/03/2019 16:19 Andrea Ahedo CDMX Actualizada 18:17
Guardando favorito...

La Comisión de Derechos Humanos de la Ciudad de México, tiene en trámite un total de 392 quejas por acoso sexual o laboral contra las mujeres desde 2013.

Además, ha emitido dos recomendaciones al Heróico Cuerpo de Bomberos con relación a este tipo de delitos en los que son víctimas sus trabajadoras.

“La situación es vigente. En el período que va de enero de 2013 a la fecha, en esta Comisión existieron alrededor de dos mil 24 quejas; de estas quejas siguen en trámite 392. Todas ellas tienen que ver con acoso laboral o acoso sexual". 

"Esta Comisión de Derechos Humanos, además, ha emitido dos recomendaciones: la 6/2014 y la 17/2018, ambas remitidas al Heroico Cuerpo de Bomberos con relación a las situaciones asimétricas y de acoso laboral que viven algunas compañeras”, comentó.

Esto fue anunciado por la presidenta del organismo Nashielli Ramírez durante la inauguración de la “Feria Empodérate Derechos Humanos”, en la que habló sobre los desafíos que tienen las mujeres en el campo laboral actualmente.

“Como consecuencia de la realidad que nos dibujan y que vivimos, que es la de la discriminación estructural y la violencia institucional, existe una deuda pendiente con las trabajadoras en lo general: brechas salariales; ausencia de medidas laborales suficientes para conciliar la vida laboral y familiar de las y los trabajadores a partir del reconocimiento de la sobrecarga de las mujeres en las labores domésticas y de cuidado; acoso laboral y sexual, despido por embarazo, entre otras”.

Además, dijo, es una realidad en la que las mujeres aún pueden padecer. “Esta situación es justamente estructural porque no importa si es una profesión altamente feminizada, como es la enfermería en nuestro país, u otras que han abierto brecha en mundos laborales tradicionalmente masculinos, como bomberas y policías, todas padecemos o tenemos una alta probabilidad de padecer, algún tipo de violencia de género, de diferente intensidad e impacto. Además, es estructural porque, aun ahora, persisten porciones normativas en la legislación que facilita tal violencia, estructuras organizacionales que la procuran y dinámicas culturales que la perpetúan”.

jabf

Guardando favorito...
 

Noticias según tus intereses

Comentarios

El Universal

Las Indispensables

Termina tu día bien informado con las notas más relevantes con este newsletter

Al registrarme acepto los términos y condiciones