A un año del homicidio de activista exigen justicia

Familiares y amigos de Sinar Corzo marchan para pedir garantías para el trabajo de los defensores de derechos civiles

A un año del homicidio de activista exigen justicia
Protesta. Integrantes del Centro de Derechos Humanos El Coloso de Piedra denuncian que se han acentuado los ataques contra esta organización. Foto/ÓSCAR GUTIÉRREZ. EL UNIVERSAL
Estados 04/01/2020 04:21 Oscar Gutiérrez / Corresponsal Actualizada 04:52
Guardando favorito...

Tuxtla Gutiérrez.— Al cumplirse un año del homicidio del activista Sinar Corzo Esquinca, cometido en Arriaga y por cuyo caso está prófugo el exalcalde de ese municipio David Parada Vázquez, familiares, amigos e integrantes del Centro de Derechos Humanos El Coloso de Piedra marcharon en Tuxtla para exigir justicia por el caso y garantías para el trabajo de los defensores de derechos civiles en Chiapas.

Por el homicidio de Corzo Esquinca, ocurrido la noche del 3 de enero de 2019, a unas cuadras de su vivienda en la cabecera de Arriaga, en la costa del estado, fueron arrestados cuatro presuntos responsables: Apolinar “N”, suegro del expresidente municipal Parada Vázquez, además de Fernando “N”, Julio “N” y Artemio “N”.

Luis Arbey Pérez, activista e integrante de El Coloso de Piedra aseguró que la exigencia de castigo legal contra los homicidas debe ser apegada al derecho y la justicia. “Queremos que haya transparencia, no queremos chivos expiatorios, justicia integral para Sinar”, aseveró.

En noviembre pasado el caso ingresó a la etapa procesal de audiencia intermedia, pero se solicitó una ampliación de término que podría alargar el juicio.

Durante la marcha, que remató con un mitin afuera del Palacio de Gobierno, Pérez denunció que luego del homicidio de Sinar Corzo se han acentuaron los ataques y descalificaciones contra El Coloso de Piedra, activistas de otras organizaciones en Chiapas, así como familiares de la víctima.

El inconforme acusó también que la ingobernabilidad por los constantes cambios de alcaldes y ajustes en el Cabildo los sitúa en medio del conflicto local.

El exalcalde Parada y algunos miembros del Cabildo han acusado a las autoridades estatales de persecución política porque supuestamente no quisieron integrarse al gobernante partido Morena.

El primer regidor Adán Martín Méndez, denunció en su momento al secretario general de Gobierno, Ismael Brito, de amenazas e intimidaciones para que no ocupara la presidencia del ayuntamiento de Arriaga y por no ceñirse a los intereses políticos del funcionario.

Temas Relacionados
Homicidios homicidio en Chiapas
Guardando favorito...
 

Comentarios

El Universal

Newsletter Al Despertar

Inicia tu día bien informado con las notas más relevantes

Al registrarme acepto los términos y condiciones